Nagore Robles y Sandra Barneda

La diferencia de edad que esconden Nagore Robles y Sandra Barneda

La ha dado a conocer la presentadora de 'La Isla de las Tentaciones'

Sin lugar a dudas, una de las parejas de la televisión que consigue generar más interés es la formada por Nagore Robles y Sandra Barneda. Una pareja que ha contribuido a darle visibilidad a las relaciones entre mujeres.

Las dos figuras de Telecinco cuentan con una amplia lista de seguidores que disfrutan viendo la complicidad que aquellas tienen en un plató. Es más, están deseosos de conocer datos de su vida privada.

Precisamente por eso último estarán ahora encantados. Y es que la presentadora de 'La Isla de las Tentaciones' ha dado una entrevista en la que ha desvelado algunos detalles de su relación. Así, por ejemplo, ha revelado la diferencia de edad que existe entre ella y su novia.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Los años que las separan

Sandra Barneda ha concedido una entrevista a Sara Carbonero en el programa 'Que siga el baile' de Radio Marca. En ese espacio, en el que hace unos días la mujer de Iker Casillas rompía a llorar, se ha abierto a hablar de todas las facetas de su vida.

Y precisamente se ha sentido tan a gusto que incluso no ha dudado en hacer mención a su chica, Nagore Robles.

Así, por ejemplo, ha revelado que existe una notable diferencia de edad entre ellas. En concreto, ella es ocho años mayor que su pareja. Precisamente esa circunstancia hizo que su novia le pusiera un mote: «señora».

Más confesiones de Barneda

Tan a gusto se ha sentido Sandra con Carbonero que no ha dudado en desvelar más datos de su relación.

Así, ha reconocido que, aunque antes Nagore Robles le pusiera ese mote, ahora le ha puesto otro. Lo ha hecho diciendo: «Ahora, a veces, me llama la alemana porque trato de tener una vida bastante ordenada, incluso cierta exigencia, que me voy quitando poco a poco para que el disfrute llene más en mi vida que la exigencia. Pero me pongo muchas rutinas».

De esta manera, ha relatado que su día a día es «sacar al perro, deporte, estar con las diferentes cosas que preparo (cursos de escritura, de oratoria...), preparar la novela, estar con distintas cosas que tengo por el trabajo...Mi vida es un poco reducida te diría. Muy tranquila».

Unas rutinas en las que, por supuesto, tiene cabida dedicar tiempo a su chica. Y es que con esta se encuentra viviendo una etapa plena de felicidad. Tras darle una segunda oportunidad a su historia de amor, se hallan más enamoradas y cómplices que nunca.

Es cierto que la boda aún no ha llegado, porque Nagore Robles ha dicho que tiene que ser Sandra la que se lo pida, pero no les hace falta. Están encantadas con esa 'segunda parte' de su relación y así lo demuestran siempre que pueden en redes sociales. Pero también lo hacen en las galas de 'La Isla de las Tentaciones' en las que coinciden e incluso lo hicieron en las Campanadas.

Su buen año profesional

En la entrevista que Sara Carbonero le ha hecho en Radio Marca tampoco ha dudado Barneda en hablar de la feliz etapa que está viviendo a nivel profesional. Así, ha hecho mención a que se convirtiera en finalista del Premio Planeta por su novela 'Un océano para llegar a ti'.

En ese sentido, ha reconocido que «fue una alegría tremenda. La circunstancia fue que yo había dado positivo en Covid y estaba sola en casa. Suerte de las tecnologías, conectada a un Zoom y sin decir nada de mi situación porque no quería que esa noche de los libros estuviera empañada por el coronavirus».

Además ha añadido: «Lo viví sola y fue una metáfora del trabajo de escritor: la soledad».

De la misma manera, también ha hecho mención a su labor en 'La Isla de las Tentaciones'. En este sentido ha afirmado que «empatizo mucho con los participantes porque tú eres el referente y te miran como pidiendo que les digas algo y no puedes decirles nada. Comprendí que la gracia del formato es que en ese aislamiento tengas un viaje emocional».