Rocío Carrasco en su documental 'Contar la verdad para seguir viva'

Rocío Carrasco se carga a otro colaborador de Telecinco tras Antonio David

La hija de Rocío Jurado ha recordado el mal trago que vivió cuando tuvo que acudir a declarar ante la Guardia Civil

El lanzamiento del documental 'Rocío, contar la verdad para seguir viva' no solo ha supuesto un antes y un después para Rocío Carrasco. El reportaje ha afectado a muchas personas que directa o indirectamente se han visto envueltas en él, pero, sin lugar a dudas, a quien más ha perjudicado ha sido a Antonio David Flores.

La vida del exguardia civil cambió de la noche a la mañana. El estreno del documental de la que fuera su mujer y las declaraciones que ha hecho ella sobre su relación ha sido el detonante de su despido de Telecinco y ha servido para que muchos de los que se habían posicionado de su parte ahora se hayan puesto en su contra

A pesar de que Antonio David Flores ha sido uno de los más afectados por el reportaje, no ha sido el único. Rocío Carrasco también ha puesto en el punto de mira a otros colaboradores de Telecinco.

La jugada de Antonio David Flores para dejar en mal lugar a Rocío Carrasco

La hija de Rocío Jurado ha recordado en el episodio del documental que se ha emitido este miércoles, 5 de mayo, el momento en el que le llamaron para acudir a declarar por la denuncia falsa que interpusieron su exmarido y su primogénita contra ella por supuestos malos tratos y ha tachado a Gustavo González de mentiroso

«Me llamaron de la Guardia Civil, lo cogió Fidel y le pidieron que fuéramos al cuartel. Sabíamos qué significaba esa llamada. Sustituía a que viniera la Guardia Civil y me esposara», ha contado Rocío Carrasco

Rociíto y su marido llegaron juntos al lugar donde ella debía declarar y una vez allí descubrieron que había un vehículo extraño con una persona dentro que, según algunos rumores, se trataba de alguien que en aquel momento trabajaba para Gustavo González

«Ese coche resultó ser si no era de él, de, de una persona que trabajaría con él en ese momento», ha afirmado. 

Rocío Carrasco ha explicado que solo ella, la jueza y la parte denunciante sabían que tenía que ir al cuartel aquel día para declarar y que supo entonces que aquello no fue más que otro truco de Antonio David Flores para dejarla en muy mal lugar.

«La información que tiene Gustavo es que él reconoce que en ese cuartel de la Guardia Civil hay un fotógrafo que es suyo y que lo que saben es por un guardia». 

Algo que el propio colaborador confirmó en 'Sábado Deluxe'. Gustavo González confirmó en el plató de Telecinco que fue él el culpable de las fotografías que se le hicieron a Rocío Carrasco aquel día. 

¿Qué opinas tú? Vota en la siguiente encuesta:

El 'títere' de Antonio David Flores

En un primer momento él explicó que había obtenido la información a través de un guardia del cuartel, pero luego confirmó que la persona que estuvo detrás de todo este entuerto fue Antonio David Flores.

Por esta razón, Rocío Carrasco le ha pedido que sea «honesto» y que cuente el verdadero motivo por el que querían hacerle fotos ese día.

«Cuando llego al juzgado, está Gustavo González haciéndome fotos a la entrada y a la salida. Por eso él sale ahora, mucho después, diciendo que él ya sabía todo eso y que fue conocedor de primera mano. Él estaba por quien estaba», ha asegurado Rocío Carrasco. «Fue cómplice de alguna manera de toda esa situación, estoy segura de que lo fue sin saber. Fue una marioneta más en toda esta tragedia». 

«Di qué esperabas fotografiar ese día. Eso es lo primero que tiene que hacer Gustavo. Ser honesto con la gente y con él mismo porque no lo es»

«Se están mezclando dos cosas, la información que tiene Gustavo y lo que saben por un guardia. Está diciendo que es el Guardia Civil el que les informa a sus fotógrafos que el día anterior han estado la niña y el padre». 

Rocío Carrasco ha explicado que el colaborador había acudido al cuartel mandado por Antonio David Flores y que el único objetivo que tenían era dejarla en muy mal lugar. 

«Él estaba esperando otra cosa. Él estaba esperando verme salir de un furgón de la guardia civil esposada. Lo que pasa que no sucedió».