Rostro de Marta López al borde de las lágrimas en el plató de 'Ya es mediodía'

Marta López confirma que Efrén Reyero ha grabado conversaciones privadas entre ellos

El concursante de 'realitys' ha mandado fragmentos de estas conversaciones a varias personas

Marta López  volvió a la televisión después de muchos años para suplir algunas de las bajas que estaban habiendo en los programas de Telecinco, debido a la pandemia. Esto hizo que se la pudiese ver frecuentemente en  'Viva la vida',  'Ya es mediodía'  y 'Sálvame'. Pero lo que ella no sabía es que una noticia la convertiria en la auténtica protagonista y que incluso, acabaría firmando un contrato de muchos miles de euros con Telecinco y que la obligaría a estar atada a Mediaset durante tres meses, un plazo que ya ha pasado y que ella ha cumplido con creces. Estamos hablando del  'Merlos place', el trío amoroso que conformaron sin saberlo ella, el periodista Alfonso Merlos  y la periodista de 'Socialité' Alexia Rivas.

En aquel momento Marta López jugó el papel de la víctima y se puso a muchas personas en el bolsillo, pues nadie entendía que Merlos la hubiese traicionado y que además, se acabase decantando con la joven Alexia, dejando a Marta en la estacada y con todo el bochorno que le provocaba el hecho de estar en boca de toda España y con un vídeo de su novio, acompañado de su amante, la misma que apareció en  ropa interior  por detrás de una videollamada pública y que estaba haciendo Merlos con otros profesionales del medio.

Aunque desafortunada en el amor, Marta triunfó en lo profesional y todos los programas de Mediaset la querían en sus tertulias para poder aportar nuevos datos e intentar sacar todo el entramado de lo que sucedió en aquellos días. Sin embargo, la primera cuarentena acabó muy bien para Marta López, pues esta volvió a descubrir el amor y lo hizo al lado de un antiguo conocido de Telecinco, Efrén Reyero.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

Los dos afirmaron que hacia muchos años que se gustaban pero que hasta el momento no habían podido estar juntos porque los dos tenían pareja. En ese momento los astros se alinearon y la pareja inició una bonita relación, un romance que se puso en boca de todos y que se entendió en muchos casos como una última oportunidad de Efrén para volver a la escena pública.

La presencia del exfutbolista en los medios fue mínima y quizás por esto decidió romper su relación con Marta y probar una nueva estrategia. Esta pasó por firmar un  contrato con  'La casa fuerte' y que lo convirtió en concursante a cambio de destapar una presunta noche de pasión entre él mismo e Isa Pantoja. A la vez, descubríamos gracias al mismo Efrén que había roto con Marta López, pero lo que desconocíamos es lo que ha hecho Efrén y que podría comprometer muchísimo a la que ya es su exnovia.

El plan de Efrén con las conversaciones grabadas a Marta López

A lo largo de esta semana se ha comentado en muchos programas de televisión que Efrén podría haber traicionado a Marta López y que el contenido de esta traición podría salir muy pronto a la luz. Según parece y la propia Marta lo ha confirmado, el exfutbolista habría grabado a escondidas de esta unas conversaciones privadas y que además, el propio Efrén se habría dedicado a enviar a varias personas para poner en evidencia a la colaboradora de 'Sálvame'.

Hoy la propia López ha contado en la gala de 'La casa fuerte' que esto es cierto y que además, una persona muy conocedora de lo ocurrido le ha contado que el propio Efrén le confirmó que la había grabado para tenerla pillada y que de alguna manera, tenga que apoyar su versión de lo sucedido a cambio de no publicar el contenido de estas llamadas y que Efrén tendría guardado en su teléfono móvil.

Por último, Marta López ha confesado que estaría dispuesta a volver con Efrén Reyero, pero que solamente hay una cosa que se lo impediría y no es ni más ni menos que estas presuntas grabaciones y que demostrarían una traición más que palpable por parte del que tenía que convertirse en el hombre de su vida.