Rocío Carrasco en su documental 'Contar la verdad para seguir viva'

'Policontusiones, edemas y un hematoma': El parte médico de la paliza a Rocío Carrasco

Desveladas las consecuencias físicas de la paliza que ella recibió de su hija

Rocío Carrasco protagonizó anoche una velada especial en Telecinco. Y es que concedió su primera entrevista en directo después de muchos años. Una entrevista en la que respondió a quienes la han criticado por su serie documental. Produccion esta en la que ha acusado de presuntos malos tratos de su ex (Antonio David).

Asimismo, dejó en evidencia las mentiras que su hija (Rocío Flores) ha contado y expuso el porqué no coge el teléfono a esta. No obstante, quizás lo más impactante fue conocer qué rompió la relación entre ellas. Y no fue otra cosa que una paliza que la joven le dio en 2012.

Una paliza esa de la que se han dado a conocer las consecuencias físicas que sufrió Carrasco.

La paliza que le dio su hija

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

El 27 de julio de 2012 fue cuando Rocío Flores le dio una paliza a su madre tras una discusión entre ambas por una nectarina. Lo sucedido se recoge en la documentación judicial publicada en los medios, como 'Vanitatis'. Y en esa se expone que aquella arremetió contra Carrasco: «le propinó varios golpes, llegando incluso a tirarla al suelo, para posteriormente seguir golpeándola, dándole varias patadas».

Una situación realmente dura para la progenitora que ha narrado la situación en la entrevista omitiendo ciertos detalles. No obstante, a una pregunta del presentador (Jorge Javier Vázquez) ha respondido que su hija dejó de golpearla cuando se asustó porque la vio inconsciente en el suelo.

El parte médico

Entre los datos que se mostraron al público estuvo el parte médico de las lesiones que Carrasco sufrió. Lesiones provocadas por la paliza y que le obligaron a tener que acudir al hospital.

En concreto, en ese documento, se expone claramente que la madre «sufrió policontusiones con equimosis en la región frontal derecha, con edema, en ambas muñecas, en muslo derecho, en el antepie derecho y un hematoma en el segundo dedo del pie derecho».

En la sentencia se añade, por su parte, que «para cuya curación únicamente precisó de una primera asistencia facultativa y de las que tardó en sanar ocho días, uno de los cuales estuvo impedida para el ejercicio de sus ocupaciones habituales».

Rocío Flores intentó culpar a su madre de lo sucedido

El testimonio de la paliza dado por Rocío Carrasco dio lugar a vivir un momento duro en plató. Más aún cuando contó que, aunque ella no denunció a su hija, esta sí la denunció a ella por maltrato.

Así, expuso: «A mí mi hija me pega. Se monta en un coche que yo le tenía puesto para que la llevase a un cursillo. Y según se sube, saca un móvil, descuelga el teléfono y habla con su padre». En ese punto, contó que el chófer que la llevaba, que testificó en el procedimiento, expuso lo que la joven le dijo a Antonio David: «Papá, ya está hecho»

Luego, «se fue al colegio y del colegio fueron a buscarla unos amigos de su padre para luego ir con su padre a la Guardia Civil y denunciarme por maltrato».

La sentencia

Como dio a conocer en su momento 'Vanitatis' y anoche el especial sobre Carrasco, Rocío Flores fue condenada por esa paliza. En concreto, como recoge la sentencia de 2013, por un delito de maltrato por ese episodio. No obstante, también por un delito de maltrato habitual. Y es que se expone que la joven «desde hace aproximadamente tres años, y de forma reiterada, viene atentando contra la paz familiar».

Eso sin olvidar que también lo fue por «una falta continuada de amenazas y de una falta continuada de injurias».

Una sentencia que se sustentó tanto en los testimonios de los testigos como en las contradicciones de la joven. Eso sin olvidar tampoco los partes médicos presentados.