Tom Young, Tiffany y Maisie

Muere con 35 años la esposa de Tom Youngs, que dejó el deporte para cuidar de ella

A Tiffany le dieron apenas unos meses de vida pero ha conseguido sobrevivir ocho años

Tom Young, exjugador de rugby británico, ha perdido a su mujer Tiffany con solo 35 años. En 2014 le diagnosticaron un tipo muy agresivo de cáncer y le dieron poco tiempo de vida. Tom dejó el deporte para dedicarse exclusivamente a cuidar a su mujer, que ha sobrevivido hasta ahora.

En 2014, Tom y su esposa Tiffany veían como la vida les sonreía con la llegada al mundo de su hija Maisie. Pero poco después la mujer empezó a desarrollar una tos que apenas podía controlar y que iba cada vez a más. Fueron al médico y recibieron el peor diagnóstico posible.

Tiffany tenía un linfoma de Hodgkin, un cáncer de sangre que afecta a los glóbulos blancos. El tratamiento no funcionó y en 2018 le dijeron que no había nada que hacer, ya que estaba en fase terminal. Le dieron pocos meses de vida, y cuatro años después ha muerto rodeada de los suyos.

Se retiró para cuidar a su mujer

Tom Youngs, jugador de rugby profesional, abandonó temporalmente los terrenos de juego para cuidar a su mujer. El pasado mes de abril anunció su retirada definitiva del rugby en un emotivo comunicado. Youngs agradeció “el apoyo inquebrantable” de su familia en toda su trayectoria deportiva.

Foto familiar de los Young
Tom Youngs dejó su carrera como jugador de rugby | Leicester Tigers

“Quiero agradecer a mi familia por todo lo que han hecho para ayudarme a lograr lo que he podido hacer a lo largo de mi carrera”. Así lo manifestó a través de su cuenta de Instagram. Tuvo una mención especial para Tiffany, que ha sido su gran apoyo durante toda su carrera deportiva.

“A mi esposa Tiff y a mi hija Maisie, tengo suerte de tenerlos a mi lado y no estaría donde estoy sin vosotras”, expresó. Youngs jugó hasta el final de su carrera en el Leicester Tigers. El club inglés ha mostrado públicamente sus condolencias por la muerte de Tiffany y su apoyo al exjugador.

Volvió a Norfolk con su esposa

En octubre de 2021, el club anunció que Tom se había tomado un tiempo indefinido para volver a Norfolk y cuidar de su mujer. El jugador entregó el brazalete de capitán después de más de 200 partidos en la Premier. En abril anunció su retirada definitiva tras 16 años en el club de Leicester.

▶️ VÍDEO: Otras noticias de Sucesos

Tom Youngs ha acompañado a su esposa hasta el final junto a su hija pequeña, Maisie. La noticia de tan sentida pérdida ha dejado devastada a toda su familia, pero también al mundo del rugby. Varios clubes ingleses han mostrado su apoyo al jugador públicamente y han lamentado su pérdida.

Durante sus años en activo, Tom Youngs fue un emblema del Leicester Tigers y del rugby inglés en general. Su carrera se vio truncada por la enfermedad de su mujer, que le llevó a abandonar su carrera. La de Tiffany ha sido una historia de superación y amor familia, aunque con triste final.

La despedida de Tom Youngs

“Mi madre, mi padre, mi hermano y el resto de mi familia, soy muy afortunado de tenerles”, escribió Tom al despedirse. Se acordó especialmente de su esposa y su hija, que han sido sus grandes motores. También de los entrenadores y compañeros con los que ha convivido tantos años.

Tom Youngs
Tom con su mujer y su hija | Redes sociales

“Siempre había planeado que esta sería mi última temporada y estoy satisfecho de dar este paso”, aclaró en el comunicado. “No tengo ningún reproche ni me arrepiento de nada, mirando atrás estoy orgulloso de todo lo que he conseguido”, concluía. Poco después se ha producido el fatal desenlace.

El linfoma de Hodgkin es un cáncer de sangre de los más frecuentes que empieza en los glóbulos blancos o linfocitos. Suele producir agotamiento, fiebre, picazón, pérdida de apetito, inflamación de los ganglios y tos. La detección precoz conduce a un pronóstico muy favorable de mejora.