Montaje con una foto de José Arcadio, el fugado, y un coche de policía

'El Melillero' da su versión de los hechos: 'Yo no he hecho nada'

José Arcadio D. N. ha sido detenido por ser el supuesto autor de rociar con ácido a su ex novia y a una amiga suya

El Melillero insiste en que él no ha hecho nada. El pasado martes sobre las 14:00 horas, Sandra, ex novia del Melillero, y su amiga Cristina fueron víctimas de una brutal agresión machista: fueron rociadas con ácido.

Las amigas se encontraban en el interior de un coche en la localidad de Cártama (Málaga), cuando otro vehículo se les acercó y el presunto autor de los hechos les roció con ácido. Luego, huyó a Casabermeja, un municipio malagueño cercano a Cártama. 

Fue entonces cuando la Guardia Civil activó la operación Tindra  y este viernes acabaron deteniendo a el Melillero, que ya cuenta con antecedentes por tráfico de drogas, robo con fuerza, maltrato y un total de 7 órdenes de búsqueda y captura.

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A qué esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

De hecho, según explica el medio 'El País', el presunto culpable también estaba acusado por haber arrastrado del pelo y darle varios puñetazos a su ex pareja en una discoteca.

Finalmente, el hombre fue detenido este viernes 15 sobre las once de la noche. Pero no se lo puso fácil a la Guardia Civil. Para detenerlo, hicieron falta dos persecuciones y más de 80 horas de búsqueda para las cuales han hecho falta más de 200 integrantes de la Guardia Civil, de la Policía Nacional y de la policía local. 

José Arcadio D. N, de 27 años de edad, natural de Melilla y apodado como 'El Melillero', fue detenido tras una persecución en la sierra de Mijas (Málaga), donde permanecía oculto.

Huyendo con él, las autoridades también pudieron encontrar otro vehículo con las mismas características que el que conducía el Melillero. Según explica un comunicado de la Guardia Civil, este vehículo estaba «para intentar despistar y evitar cualquier cuerpo policial». Esta persona, junto con otros presuntos colaboradores de la fuga, también ha sido detenida. 

«Yo no he heho nada»

En esta persecución, el Melillero golpeó su coche contra uno de las autoridades y continuó huyendo a pie. Al ser plena noche, hicieron falta el apoyo de helicópteros y de miembros del Grupo de Acción Rápida (GAR) de la Guardia Civil. Finalmente, pudieron detenerlo. Desde el furgón policial, el Melillero mira a cámara y repite en varias ocasiones «yo no he hecho nada, yo no fui».

Ahora, según revela en primicia el medio 'El Confidencial', el Melillero ha explicado que no fue él quien roció el ácido, sino que fueron dos amigos suyos: «No fui yo, lo hicieron dos amigos míos. Sí que se lo encargué, pero yo les dije que quemaran el coche, no que hicieran daño a Sandra ni a su amiga Cristina. Yo la quiero, cómo iba a hacer algo así».

Como decíamos, esta no ha sido la primera persecución para capturar al Melillero. El pasado miércoles fue protagonista de una persecución que se inició en la cuesta de las Pedrizas (a la altura de Casabermeja) y terminó en la zona de Mijas. Aquí es donde el Melillero bajaba de su vehículo, que echaba humo, y emprendía su huída a pie. 

La Guardia Civil también ha arrestado a otras cinco personas por colaborar con el ocultamiento y la huída del presunto autor de los hechos. Estas personas forman parte del grupo familiar o del grupo de delincuentes al que pertenecía el Melillero y también han sido detenidas el viernes. 

El historial del Melillero

José Arcadio D. N. cuenta con un amplio historial delictivo, entre los cuales podemos encontrar una denuncia de malos tratos y una orden de alejamiento en 2016, según ha informado el medio Europa Press. Además, cuenta con un total de 7 órdenes de detención por otros delitos y tiene una orden de busca y captura.

Por su parte, también está culpado por delitos contra la seguridad vial y por agredir a un policía nacional, además de ser acusado también por pertenecer a un grupo criminal, traficar con drogas, robar vehículos… 

Las víctimas continúan hospitalizadas

Mientras el Melillero  ha sido protagonista de dos persecuciones esta semana, Sandra y Cristina siguen hospitalizadas. Sandra, su ex novia, se encuentra ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. La víctima, de 26 años de edad, cuenta con un 45% de su cuerpo quemado. «Tememos por su vida» explicaba este viernes Rocío Ruiz, consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación de la Junta de Andalucía. 

Por su parte, Cristina, se encuentra grave pero estable en el Hospital Regional de Málaga, y cuenta con un 20% de la cara y las piernas quemadas.