Olivia y Anna, hermanas de 6 y 1 años desaparecidas en Tenerife

La Guardia Civil tiene un plan B tras el último mazazo en la búsqueda de las niñas

«El mal estado del mar retrasa los planes de la Guardia Civil para iniciar el dispositivo de búsqueda en alta mar»

Se cumple ya casi un mes de una de las desapariciones más misteriosas y que mantiene en vilo a todo un país. La desaparición de Tomás y sus dos hijas menores, Anna y Olivia de 6 y 1 año en Tenerife.

Las pequeñas junto con el progenitor, continúan en paradero desconocido a pocos días de cumplir un mes sin ver a su madre. Son muchos los medios de comunicación los que han volcado todos sus esfuerzos en estos días para cubrir, desde el archipiélago canario, todo lo que acontece y todos los detalles de lo que se ha convertido en una auténtica investigación intensa, realizada por tierra, mar y aire.

Lo cierto es que las labores de investigación siguen su curso cuando se emiten públicamente las primeras imágenes de Tomás Gimeno. En el vídeo aparece el padre de las niñas desaparecidas hablando con mucha calma, con la voz tranquila y, sobre todo, les confiesa abiertamente a los propios medios de comunicación su orgullo y felicidad.

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

La situación de la investigación actual

Las labores de búsqueda de pistas y de Anna y Olivia, se están viendo dificultadas y afectadas por las condiciones meteorológicas que complican la investigación a los miembros de la Guardia Civil. Por su parte, los agentes esperan con ansia la llegada del buque a las costas de Tenerife para poder utilizar en el menor tiempo posible el sónar que viajará en el mismo y así como el robot marino para que aporte la ayuda necesaria y dé la máxima información sobre el fondo del océano.

Por su parte, una periodista del programa de las mañanas en Telecinco, ‘El Programa de Ana Rosa’, explica que «el mal estado del mar sigue retrasando los planes de la Guardia Civil para iniciar ese dispositivo de búsqueda en alta mar». Así mismo cuenta que: «El estado del mar retrasa la llegada del buque, que salía ayer por la tarde de Cádiz y ahora está en aguas del Estrecho».

De cualquier forma, esta información perjudica en gran cantidad a la investigación porque sostienen que «no está previsto que llegue a Tenerife, a la isla, hasta finales de semana, la Guardia Civil no espera el buque hasta el domingo».

Miembros de la Guardia Civil tienen un plan B: el rastreo de teléfono

Las malas condiciones climatológicas y la falta de previsiones en cuanto a los plazos de tiempo, suponen un gran traspié que desencadenan directamente en que los propios agentes se hayan tenido que acoger a un nuevo 'plan B': «Mientras tanto, la Guardia Civil continúa saliendo en patrullera, con miembros de Policía Judicial».

La reportera del medio anteriormente citado informa: «Por el momento intentan acotar el área de búsqueda que después tendrá que rastrear el sónar y el robot marino». Las labores de rastreo de los agentes de la Benemérita lo realizan «a través de los repetidores de telefonía móvil, que captaron señal del teléfono de Tomás Gimeno».

La madre de las pequeñas, al límite

Casi un mes desde que conocimos una de las peores noticias en el país, la desaparición de las pequeñas Anna y Olivia en Tenerife. Con ellas, también lo hizo su padre. En estos momentos de angustia y nerviosismo, la madre de las niñas escribe una desgarradora carta a la que ha querido titular: 'Cuatro semanas desde que se me paró la vida'.

Una situación realmente dura y complicada que parte de ella, la madre traslada a este escrito: «Hace cuatro semanas que el tiempo se detuvo y cada día aumentan las ganas de tenerlas conmigo de vuelta. La fe y la fuerza por recuperarlas me mantienen fuerte y hacen que no me derrumbe...»