Kiko Hernández en el photocall de Mi amor perdido

El rostro de Kiko Hernández preocupa por completo a los espectadores de 'Sálvame'

El colaborador y presentador ha empezado 'Sálvame' escondido bajo unas gafas opacas que impedían ver su rostro

Kiko Hernández se ha convertido en el presentador  sustituto de  Jorge Javier Vázquez, haciéndose cargo del programa cada vez que el catalán se retrasa o deja de participar en alguno de los tramos de  'Sálvame'  por problemas de compatibilidad con el resto de sus actividades profesionales. Esta misma tarde, el colaborador volvía a ejercer como presentador pero había algo en él que ha sorprendido mucho a los espectadores del espacio, dejando infinidad de comentarios en las redes sociales, muy preocupados por el estado de salud del comunicador.

Hernández hacia su primera aparición en plató luciendo unas gafas de sol y que impedían ver su rostro. Si en un primer momento se podía creer que se debía a un despiste y que el presentador se las había dejado puestas después de entrar de la calle, a medida que pasaban los minutos veíamos que había una intencionalidad y que no se trataba de un error.

Está claro que el tertuliano algo escondía y uno de los vídeos publicitarios y que se graban antes del programa en directo, Kiko Hernández aparece con la misma ropa pero sin las gafas de sol. En estas imágenes se puede ver como tiene uno de sus  ojos amoratados, un detalle que más tarde él ha justificado en directo ante la atenta mirada de sus compañeros.

Todo se debe a un orzuelo que le ha aparecido en uno de los ojos y que el colaborador no ha querido mostrar en directo, optando por ocultar el rostro bajo unas gafas muy oscuras y de paso, protegiendo sus ojos de cualquier aire u objeto que pueda repercutir en su visión.

Se multiplican las críticas de los espectadores 

Los espectadores no han entendido que si realmente el colaborador se encontraba mal y tenía una imagen que no le favorecía, no se haya quedado en casa haciendo reposo y recuperándose de este orzuelo que puede haber aparecido a consecuencia de los  nervios o del estrés que puede ocasionar el arrastrar una gran cantidad de trabajo.

Tampoco han sido del agrado de los espectadores el modelo de gafas elegido por Hernández, considerando que ya no están de moda y que el comunicador podría haberse comprado otras más actuales si tenía intención de mostrarlas en pantalla. Cabe recordar que Kiko acostumbra a criticar a  Lydia lozano por no faltar nunca a su trabajo, incluso acudiendo cuando no se encuentra bien. Hoy él mismo no ha predicado con el ejemplo y ha hecho lo que tanto le critica a su compañera y amiga.