Kiko Matamoros haciendo declaraciones delante de las cámaras

Jorge Javier pone patas arriba 'Sálvame': 'Kiko Matamoros no lo puede disimular'

El presentador de Telecinco ha hablado de la relación del colaborador con su novia, Marta, en su blog de 'Lecturas'

Jorge Javier Vázquez se ha vuelto a abrir en canal en su blog de 'Lecturas'. El presentador de 'Sálvame' ha hablado largo y tendido sobre su situación sentimental actual, revelando sus miedos al intentar iniciar una nueva relación de amor.

Pero más allá de hacer confesiones sobre su vida privada, Jorge Javier Vázquez ha hecho unas declaraciones sobre Kiko Matamoros que pone patas arriba 'Sálvame'.

Y es que a pesar de toda la controversia y el rechazo que ha despertado el noviazgo entre Kiko Matamoros y Marta, que es cuarenta años menor que él, el presentador de Telecinco ha puesto a la pareja como un ejemplo a seguir en cuanto a relación de amor.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

«No soy enemigo de la pareja. Es más, me reconcilio con ella cuando veo a Kiko Matamoros hablar de la suya», asegura el catalán en un post de 'Lecturas' que tituló: 'Kiko Matamoros no lo puede disimular: es un hombre feliz'.

Las confesiones de Jorge Javier Vázquez sobre su situación sentimental

Jorge Javier Vázquez se ha puesto muy reflexivo en su último artículo, donde ha profundizado sobre su situación sentimental tras dos años de soltería y su posible incapacidad para volver a amar, una duda que ronda su cabeza últimamente.

«Creo que tengo algo adormecida la capacidad de amar. Llevo dos años soltero y en este tiempo no ha aparecido ninguna persona que me haya removido el corazón como para pensar en una relación. Recuerdo que tras la ruptura, recuperada la soltería, conocer a alguien tenía siempre tintes divertidos. Jugabas, te entretenías, perdías el tiempo. Pero pasan los meses y surgen las dudas. La principal es si volveré a enamorarme», empezaba escribiendo el periodista catalán.

A pesar de que la duda está presente, Jorge Javier asegura que tampoco es algo que le perturba. Lo único que ocurre es que el tiempo no juega a su favor y el presentador tiene cada vez más claro cómo funciona él en el amor: a partir de flechazos.

«No es algo que me angustie, es solo una pregunta para la que cada vez me es más complicado dar una respuesta afirmativa. Mi referente en cuanto a enamoramientos es mi última relación, que fue un flechazo en toda regla. Todo lo que no se parezca a eso lo descarto a las primeras de cambio porque mi mente no acepta que el amor vaya surgiendo poco a poco. Lo mío es o todo o nada», añadía.

Kiko Matamoros, la referencia de Jorge Javier en el terreno de lo amoroso

Jorge Javier se ha abierto en canal para confesar sus miedos más profundos a la hora de empezar a quedar con alguien. Si los sentimientos no afloran de forma inmediata, el presentador se estresa hasta el punto de que siente la necesidad de huir.

«Creo que no tengo paciencia para esperar a sentir, me produce ansiedad empezar a quedar con alguien y que los sentimientos no se pongan en marcha de una manera desbocada. Cuando eso sucede tengo la sensación de estar moviéndome en una especie de tierra de nadie sentimental que no me aporta ninguna felicidad. Siento unas incontenibles ganas de salir huyendo y no prolongar la situación», reconocía el presentador.

Aunque Jorge Javier tiña de negro su futuro sentimental, lo cierto es que el presentador tampoco pierde la esperanza, especialmente con ejemplos como el de Kiko Matamoros.

«Me parece milagroso cómo a su edad, después de llevar la mochila bien cargadita de experiencias, se le cambia la cara cuando habla de Marta. Ella ha conseguido que Kiko se reconcilie con la vida. Matamoros antes no se reía. Vivía instalado en una permanente turbulencia emocional que lo empujaba a darse hostias con la realidad», asegura el catalán sobre su compañero. 

El presentador de Telecinco ha querido dejar constancia de la evolución que ha vivido Kiko Matamoros desde que empezó su relación con la joven modelo. La pareja es ahora toda una referencia para Jorge Javier, que no puede evitar soñar con enamorarse al ver la felicidad en el rostro de su amigo.

«Ahora sonríe, está de buen humor y cuando intenta hacerse el malo no tienes más que mirarlo fijamente para que le entre una risa incontrolable porque se ha dado cuenta de que ese papel ya no va con él. No lo puede disimular: es un hombre feliz», zanjaba Jorge Javier.