Imagen del plató del Sálvame

'Sálvame' recibe un inesperado 'no'. La persona que no verás en el programa

Se trata de alguien que pertenece a una familia muy conocida de este país

El programa 'Sálvame' se encuentra atravesando una etapa complicada. Y es que está muy preocupado por el estado de salud de Mila Ximénez. Eso sin pasar por alto que está viviendo un nuevo enfrentamiento entre Jorge Javier Vázquez y Belén Esteban.

Y por si fuera poco, ahora parece que se ha llevado un inesperado revés. Al parecer alguien muy famoso de este país que iba a fichar por el espacio de Telecinco ha dicho finalmente 'no' a ese.

Nos estamos refiriendo a Carmen Borrego, la hermana de Terelu Campos, a la que se le propuso convertirse en defensora de la audiencia.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

La propuesta de 'Sálvame'

Hace tiempo, Carmen fue colaboradora de 'Sálvame'. Sin embargo, la situación entre el programa y ella fue muy tensa y pusieron fin a su relación profesional. Tanto es así que, poco después, comenzó a ejercer como colaboradora de 'Viva la vida'.

Desde entonces, aquella ha recibido las críticas de muchos de sus antiguos compañeros por sus respectivas exclusivas en la prensa, entre otras cosas. Y eso ha generado una gran tensión entre todos.

No obstante, el citado espacio se ha propuesto 'limar' asperezas y darle nuevamente un hueco a la hermana de Terelu Campos. Por ese motivo, hace unos días, a través de la que han llamado 'Operación Borrego', se le propuso que se convirtiera en la defensora de la audiencia. Un cargo que ya había ocupado su madre (María Teresa Campos) tiempo atrás así como Kiko Matamoros o Carlos Lozano.

La revista 'Lecturas' desvela la decisión de Carmen Borrego

En las últimas horas hemos conocido que la revista 'Lecturas' tiene una exclusiva sobre la citada colaboradora de Telecinco. En concreto, ha desvelado que ha conseguido saber que esa va a decir 'no' a la propuesta de 'Sálvame'.

Al parecer, Borrego ha decidido frenar de forma contundente las negociaciones que estaban manteniendo. De esta manera, declina esa oferta laboral que podría ayudarla a mejorar notablemente su economía.

Las reacciones de los espectadores

Nada más darse a conocer dicha exclusiva, son muchos los lectores de la publicación y espectadores del citado programa que han opinado al respecto.

Es más, lo cierto es que la mayoría se alegra de que no fiche por 'Sálvame' y así lo ha manifestado con mensajes como estos:

  • «Mejor porque es insoportable».
  • «¡Menos mal! No aguanto a ninguna de Las Campos».
  • «Me alegro de que haya dicho que no porque es infumable esta señora».
  • «Esperará que le suban el sueldo, porque la dignidad la perdió hace tiempo».
  • «El próximo miércoles dará otra exclusiva contando el porqué cambió de opinión».

Eso sí, también ha habido algún internauta que le ha dado la enhorabuena por su postura. Y de esto es un ejemplo el siguiente mensaje: «Me alegro mucho. Un gesto de dignidad por tu parte y más con la actitud y falta de respeto que hay en el plató. Da vergüenza».

La exclusiva contradice a 'Sálvame'

La versión que ha dado 'Lecturas' tenemos que establecer que contradice totalmente a la que ayer 'Sálvame' dio en el programa. En concreto, fue el director (David Valldeperas) el que manifestó que la llegada de Carmen Borrego estaba a punto de producirse.

Y lo hizo diciendo: «Hoy nos han llamado y nos han dicho: '¡Adelante, tenemos un acuerdo!'». Unas palabras que provocaron los aplausos del presentador y del colaborador.

Por tanto, habrá que esperar para ver quién tiene la razón. Lo que sí se sabe son las condiciones que Carmen Borrego había puesto para aceptar la oferta. Nos estamos refiriendo a tres meses de prueba como defensora de la audiencia y servicios de peluquería y maquillaje. Algo eso último de lo que ahora no disfrutan los colaboradores debido a la pandemia.