Belén Esteban en un plató de Telecinco con cara de sorpresa

Belén Esteban anuncia la noticia esperada: 'Lo he conseguido'

Con esta venta se soluciona gran parte de la deuda de Sanchís con su ex representada

La colaboradora estrella de  'Sálvame'  acaba de anunciar en su programa una noticia que ansiaba desde hace mucho tiempo y que ahora parece que ha podido hacer realidad. La casa en la que vivía su ex representante Toño Sanchís  y que pasó a sus manos después de que le embargaran los bienes, estaba pendiente de ser comprada para que la colaboradora pudiese recuperar el dinero que costaba y que le pertenecía por todo y cada uno de los euros que le debía su ex mánager.

La colaboradora tuvo que invertir dinero en este chalé que quedó totalmente destartalado con la salida de Sanchís y su familia, una reforma que se convirtió en muy necesaria para resultar atractiva para los posibles compradores del hogar. Cuando la Esteban recibió las llaves de la casa pudo ver como toda la fontaneria del hogar estaba dañada, así como distintos equipamientos que requerian ser reparadas para poder poner el inmueble a la venta. Después del lavado de imagen que quiso dárle a la casa, el precio de salida se situarias entre los 650.000 euros y los 700.000 euros.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

Con esta venta no queda saldada la deuda que tiene Sanchís con la tertuliana, pues el importe es inferior a la deuda que acordó la jusitica. Esto impide que se cierre de una vez por todas la batalla mediática entre representante y representada. En la actualidad, Toño se dedica a otros oficios como empresario y que nada tienen que ver con la representación de televisivos, pues después de que saliese a la luz este escándalo fueron muchos los famosos que decidieron romper sus contratos con la agencia de Toño Sanchís.

Belén recepcionó la casa llena de basura y excrementos

Toño Sanchís quiso vengarse una vez más de la princesa del pueblo y le entregó las llaves de una casa repleta de basura en el jardín y con excrementos de animal que daban una imagen muy tétrica del que ha sido el hogar de la familia de Sanchís, por último, este se encargó de arrancar las luces de la casa para que Belén tuviese que repararlo por completo.