Anabel Pantoja en el plató del debate de Gran Hermano VIP

Anabel Pantoja enfada a los directores de 'Sálvame': Cancela su segundo día de trabajo

La colaboradora no tiene intención de trabajar y hoy lo ha vuelto a demostrar en pleno directo

Las cosas en la familia Pantoja no van nada bien, Isabel Pantoja madre no se habla con sus hijos Kiko Rivera e  Isa Pantoja y por si esto fuera poco, sigue estando en el punto de mira por la gran bomba que se soltó hace algunas semanas, cuando saltaron por los aires los trapos sucios vinculados a la herencia de Paquirri y que según parece, esta no gestionó de la mejor de las maneras posibles. En todo esto hay una pieza discordante y que no se posiciona con nadie, quedando mal al final con todo el mundo.

Estamos hablando de Anabel Pantoja, sobrina de Isabel Pantoja y prima de Kiko e Isa. Esta intenta jugar a todas bandas, sin posicionarse y estando al lado de todos. Algo que ha provocado mucha desconfianza en su entorno, con el resto sin saber si deben fiarse de ella y si acabará vendiéndolos al resto o bien, contándolo en 'Sálvame', el programa para el que trabaja.

Su papel en el programa es muy parecido al que desarrollaron en el paso Raquel BolloLuís Rollán, convirtiéndose en corresponsales de lo que ocurre en  Cantora, una función que les sirvió para empezar en el medio, pero que no les duró para siempre y luego les obligó a valerse por sí mismo, demostrando su valúa en otros derroteros y no hablando siempre de Isabel Pantoja.

Anabel se encuentra en ese punto. Tiene que ser ella y dejar atrás el papel de sobrina. Cuando va a trabajar sus jefes y sus compañeros le piden que se moje y que cuente todo lo que sabe, algo que ella evita, sabiendo que con esto se está jugando que la regañen y que no se la tomen en serio.

Quizás esta situación le ha servido para perder las ganas de trabajar en televisión y esto ha hecho que haya estado meses alejada del programa, primero por la pandemia y luego por una lesión que le sirvió para justificar su ausencia en plató.

Hace dos semanas, Carlota Corredera le notificó a Anabel que la dirección había decidido que tenía que reincorporarse ya al trabajo, destapando su silla de un papel de regalo. Algo que recibió la joven sin demasiado agrado, añadiendo eso si, que tenía ganas de ver a sus compañeros.

El pasado jueves volvió al trabajo después de muchos meses y de nuevo, sus intervenciones fueron mínimas y sin demasiado contenido. No obstante, la dirección quedó con ella que mañana martes tenía que volver al programa para realizar otra colaboración.

Hoy Jorge Javier Vázquez ha desvelado un detalle interno del programa, indicando que Anabel había pedido a los directores no ir a trabajar mañana. Siendo este el segundo día que trabajaba después de su vuelta a la pequeña pantalla. Este detalle ha indigado a sus compañeros y a los espectadores que no dan crédito a la falta de compromiso y profesionalidad de la sobrina de Isabel Pantoja.

Los directores de 'Sálvame' hablaron con la colaboradora

La joven se ha molestado mucho cuando el presentador ha compartido con la audiencia su petición y que tenía como objetivo escaquearse de su segundo día de trabajo. Por su lado, esta intentaba justificarse y decía que había pedido volver a Canarias para poder visitar a su médico, algo que no ha convencido a sus compañeros, que consideraban que ya tendría tiempo de ir, teniendo en cuenta que trabaja uno o días a la semana.

Finalmente, parece que Anabel ha tenido que ceder y se ha anunciado que mañana tiene que estar en el plató, cumpliendo con su tarea, algo que no le gusta y que ha molestado mucho a sus compañeros. Nadie entiende como puede tomarse tan poco en serio su trabajo, haciendo que incluso puedan llegar a prescindir de ella.

Rafa Mora ha querido recordar cuando Anabel le contó que los jefes la habían citado a una reunión en un despacho, advirtiéndole de que eso no era una ONG y que su apellido no sería suficiente para preservar su silla, si no se esperaba en traer informaciones y participar en todos los temas, indistintamente si se trataba de su familia o no.