Varias personas alrededor de una mesa en una comida de Navidad

Los trucos indispensables que los médicos dan para no infectarnos en las comidas de Navidad

Varios expertos nos dan unos sencillos trucos para evitar riesgos innecesarios durante las comidas navideñas

Ahora que el plan del Gobierno para las celebraciones de Navidad ya está aprobado y es público, sabemos que nos vamos a poder reunir un máximo de 10 personas en los días señalados, el 24, 25 y 31 de diciembre, y el 1 y 6 de enero. Son muchos los expertos que han advertido sobre el riesgo que esto puede conllevar, y que dichas reuniones provoquen una tercera ola de contagios en enero.

Es por eso que, con el objetivo de reducir los riesgos al máximo, han dado una serie de consejos que podemos aplicar en nuestras comidas navideñas para evitar riesgos innecesarios y que la Navidad no se convierta en un mal recuerdo, porque o bien nos infectamos con el virus o infectamos a otros sin saberlo.

Los médicos destacan que la tres premisas indispensables para aumentar la seguridad en estas fiestas son ventilación, distancia personal y mascarilla.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

Pero además, varios expertos en salud pública han dado una serie de consejos y trucos a ‘Nius’ para facilitar unas Navidades lo más seguras posibles en mitad de esta pandemia, que pueden ser útiles para evitar la exposición al virus.

No gritar, cantar ni hablar demasiado alto

Es importante tener en cuenta que los aerosoles que se instauran en el aire en espacios cerrados son responsables de la gran parte de los supercontagios, y estas gotas de nuestra saliva que quedan suspendidas en al aire se expulsan en más cantidad si cantamos en voz alta o gritamos, por lo que es importante este año un poco de contención y evitar cantar villancicos, dar voces, soplar matasuegras, etc.

Al llegar, higiene de manos

Aparte de evitar los besos y los abrazos en las salutaciones (aunque con la emoción va a ser difícil), es importante ofrecer gel hidroalcohólico a las visitas para que lo usen en sus manos al llegar.

Llevar mascarilla el mayor tiempo posible

Cuanto más tiempo llevemos puesta la mascarilla, más protegidos estaremos de los aerosoles, que son los responsables principales de los contagios en recintos cerrados. Por lo que, aunque vayamos a comer, todo el rato que no estemos comiendo es aconsejable llevarla.

Sentarse en zig-zag

Un truco sencillo, pero que puede ser muy útil es el que ha dado a ‘NIUS’ Joan Carles March, doctor especialista en Salud Pública, y que consiste en sentarse de forma intercalada en la mesa si el espacio lo permite, para evitar que el aire que expiramos al hablar mientras comemos vaya directamente al comensal de enfrente, el más expuesto en este caso.

Que sirva la comida una misma persona

Es importante este año prescindir de los platos ‘para compartir’, los típicos que se ponen en el centro de la mesa y los comensales van picando, como el embutido, las aceitunas, el pan, etc. y optar porque una misma persona, por ejemplo el anfitrión sea el que sirva toda la comida, para evitar que muchas manos entren en contacto con nuestro plato.

En este mismo sentido, también es muy importante que se designe a una misma persona para que sea la encargada de servir las bebidas, y en cuanto a la botella de vino, que siempre pasa de mano en mano, recomiendan cogerla con un trapo, para evitar el contagio por contacto con superficies.

Prescindir de los brindis, o hacerlos de otra manera

Los expertos aconsejan evitar los tradicionales brindis que suceden tan a menudo en estas comidas festivas, porque eso de chocar copas no es lo más adecuado para evitar un contagio, pues las copas contienen secreciones respiratorias y saliva de quien las usó, que al entrar en contacto con otra copa podría producir un contagio directo. Sin embargo, dan una alternativa al tradicional brindis: chocar las copas al aire o hacerlo con la parte inferior de la copa, para evitar que la saliva entre en contacto.

Las mascarillas fuera de la mesa

Al quitarnos la mascarilla para comer, es necesario evitar dejarla encima de la mesa, pues las secreciones de la mascarilla pasarían de inmediato a la superficie de la mesa. Por lo tanto, aconsejan llevar una funda o caja para guardar la mascarilla mientras dure la comida, o repartir sobre de papel para que cada comensal guarde su propia mascarilla.

Infórmate más sobre el coronavirus:

- Las últimas noticias sobre la pandemia en España y el mundo

- Radar Covid: La aplicación de rastreo y cómo descargarla en tu móvil

- Guía coronavirus: 12 pautas para protegerte y actuar ante un contagio