Un sanitario con una jeringuilla y un frasco de la vacuna de AstraZeneca

Ya se conoce la causa de los trombos por la vacuna, y tiene solución

Un grupo de expertos alemanes creen que podría solucionarse modificando la secuencia del suero

Nuevas pistas ante la detección de trombos extraños que están relacionados con la inoculación de dosis de AstraZeneca y Janssen. Ahora, un grupo de científicos en Alemania explicaba haber dado con la causa de los coágulos relacionados con las vacunas mencionadas anteriormente, tal y como expone una información desvelada por el medio Financial Times. De esta manera, los profesionales, tienen la certeza de que esta problemática podría solucionarse modificando la secuencia del suero y así se detendría por completo la reacción provocada en los pacientes.

Por su parte, uno de los profesionales que ha encabezado en todo momento dicha investigación, Rolf Marschalek, profesor de la Universidad Goethe en Frankfurt, señaló que el problema tenía lugar en los vectores de adenovirus que los dos fármacos utilizan para administrar la proteína de pico de SARS-CoV-2 en el cuerpo. A partir de aquí, los medicamentos envían la mencionada proteína al núcleo de la célula en lugar del líquido citosol que se encuentra dispuesto en la célula donde el virus, por lo general, produce proteínas.

Modificar la secuencia

Ya en el interior del núcleo celular, algunas partes de la proteína de pico se unen o, por el contrario, se separan, creando de manera simultánea versiones mutantes, que no pueden unirse a la membrana celular en donde tiene lugar la inmunización importante. En el sentido contrario, las proteínas mutantes flotantes terminan desencadenando coágulos de sangre en aproximadamente una de cada 100.000 personas.

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Esta situación no se da de la misma manera que en el caso de las vacunas de ARN mensajero, ya que entregan el material genético de la espiga al fluido celular y no interfieren al núcleo. Según Marschalek, sí que existe la posibilidad de evitar este efecto cuando los desarrolladores de las vacunas puedan modificar la secuencia de la proteína de pico con el fin de evitar que se separe.

Tras estas conclusiones, las reacciones no han tardado en venir: «Johnson and Johnson está tratando de optimizar su vacuna ahora. Con los datos que tenemos en nuestras manos, podemos decirles a las empresas cómo mutar estas secuencias, codificando la proteína de pico de una manera que evite reacciones de empalme no deseadas», declaró Marschalek.

Por su parte, con AstraZeneca todavía no han tratado sus descubrimientos: «Nunca se pusieron en contacto con nosotros, así que nunca hablamos con ellos, pero si lo hacen, puedo decirles qué hacer para hacer una mejor vacuna», sostuvo el experto.

La vacunación en estos días

Hace apenas unos días, la Comisión de Salud Pública mantuvo una reunión que, fuentes de la Cadena SER, afirman el propósito de que los asesores en vacunas de Sanidad pongan en valor seguir ampliando el uso de la dosis de Janssen para administrarla a los grupos de población en edades comprendidas entre 40 y 49 años.

En cuanto a AstraZeneca, el organismo anteriormente citado ha insistido durante el encuentro en la recomendación de esta misma para administrársela a las personas menores de 60 años ya vacunadas con primera dosis de la farmacéutica para que reciban la segunda dosis de Pfizer.

En el caso de rechazar esta última vacuna, se plantea poder vacunar con AstraZeneca siempre y cuando exista previamente una firma del correspondiente consentimiento informado, así lo dictamina la propia Comisión de Salud Pública, que destaca la prioridad actual: «Extender la vacunación de forma ágil por grupos etarios para conseguir que todas las personas estén vacunadas en el menor plazo posible». De forma excepcional, también ha llegado a un acuerdo para incluir a las personas con pronóstico de fibrosis quística entre los grupos priorizados e incluidos en el Grupo 7 (colectivo de personas con condiciones de muy alto riesgo).