Qué pasa si coges la gripe y la covid a la vez. Hablan los expertos

Los estudios confirman que la doble infección existe aunque no está tan claro si conlleva más complicaciones de lo habitual

Enfermo en la UCI con covid-19 del hospital Gregorio Marañón
La doble infección puede acarrear un mayor riesgo de complicaciones según algunos estudios | Europa Press

La llegada del otoño y el invierno pone en alerta a los médicos ante la coincidencia de dos grandes epidemias, la gripe estacional y la Covid-19, y el riesgo de colapso de los hospitales. 

No es sólo que ambas causen una gran mortalidad, sino que además tienen síntomas muy similares que las hace difícil de diferenciar. 

Fiebre, tos, cansancio. Ante los síntomas aparece la duda de si es gripe o Covid-19, o incluso si se pueden tener las dos infecciones a la vez. Los médicos dicen que sí, y de hecho durante la primera ola se registraron algunos casos incluido en España.

Las dudas que queda por resolver es si la doble infección puede ocasionar complicaciones más graves, si vacunarse contra la gripe puede evitar o si una de las dos epidemias será menor esta temporada. El virólogo Agustín Valenzuela reconoce que «no tenemos la certeza de que un virus agrave la infección del otro» y que lo mejor sería identificar el doble contagio para aprender cómo tratar estos casos y controlar mejor su evolución.

Explica que en los inicios del Covid-19 hacían prueba de gripe A y B y todo daba negativo, y por eso ahora sería importante no descartar otras posibilidades, como la gripe estacional: «Si la PCR da negativa, van a seguir insistiendo hasta dar con el patógeno, al menos en los casos graves, pero en los centros de salud se basan en el diagnóstico y va a costar diferenciar».

Lo interesante, apunta, sería tener también un test para la gripe. En Corea del Sur, uno de los países más afectados por la segunda ola, están intentando desarrollar un kit que pueda diagnosticar los dos virus a la vez. 

En pleno pico de la pandemia, en marzo, detectaron casos de doble infección de Covid-19 y gripe A o B en Wuhan, China. Entonces descubrieron que los afectados no presentaban muchas diferencias en cuanto a la gravedad de su estado, en comparación con los que sólo tenían coronavirus. Sin embargo, hacían falta más evidencias.

Otros casos detectados en mayo en el Clínic de Barcelona recogía cuatro casos de doble infección y concluía que no había grandes diferencias con los otros enfermos. Pero la cosa cambió con otro estudio en Wuhan, donde una muestra más amplia de afectados detectó inflamación y lesiones más severas causadas seguramente por un respuesta exagerada del sistema inmunitario.

Esta respuesta inmunitaria se produce en los enfermos de Covid-19 pero en estos casos de doble infección es más temprana y más frecuente. A todo eso, es difícil de saber si se trata de doble infección real o uno de los dos virus infecta primero y desencadena las complicaciones, mientras que el otro es posterior y apenas tiene relevancia.

Los expertos afirman por ahora que no hay absoluta certeza de que una doble infección conlleve más gravedad. Un estudio en el Reino Unido establece que aumenta el riesgo de ingreso en la UCI, complicaciones y fallecimiento, pero las conclusiones no son definitivas. Otra hipótesis plantea una mayor capacidad de transmisión del coronavirus en personas infectadas de gripe.

La vacuna, esencial

De lo que no hay duda es de la importancia de la vacuna de la gripe para prevenir la doble infección. Los científicos coinciden en que la vacuna ofrece protección individual porque es eficaz para prevenir ingresos, complicaciones y fallecimientos. Además de prevenir contra la gripe, ayuda a rebajar la presión en los hospitales.

Pero además, como afirma Raúl Ortiz de Lejarazu, la gripe puede ser considerada parte de un estilo de vida saludable que ayuda, entre otras cosas, a prevenir infartos. La temporada pasada hubo 27.000 hospitalizaciones por gripe, 1.800 de los cuales en la UCI y 3.900 defunciones. Ante las dudas que aún siguen abiertas sobre la doble infección, por ahora la vacunación frente a la gripe sigue siendo la mejor herramienta de prevención.

«En personas de riesgo puede aparecer un caso de gripe con cuadros de neumonía que podemos confundir con Covid y generar un estrés innecesario en urgencias y atención primaria, así que hay que disminuir ese impacto, facilitar la vida al personal sanitaria y tranquilizar a las personas afectadas», concluye el experto.


Comentarios

envía el comentario