Da positivo por el virus del Nilo en España, le dan el alta y fallece poco después

La familia asegura que antes de enfermar era un hombre sano, pero la Junta niega que la muerte esté relacionada con el brote

Operario fumigando una parcela en Sevilla
Da positivo per el vilus del Nilo en España, le dan el alta y fallece poco después | España Diario

Un hombre de 78 años ha muerto en Sevilla días después de recibir el alta tras resultar infectado por fiebre del Nilo, aunque la Junta de Andalucía de momento no asocia este caso al brote de la enfermedad que sigue teniendo 31 casos con muestras del virus, 21 de ellos confirmados como positivos.

Según ha informado el 'Diario de Sevilla', la víctima era un residente de la pedanía de Pinzón, en Utrera. El pasado 14 de agosto empezó a tener subidas altas de fiebre, y ante la posibilidad de estar infectado con Covid-19, se le trasladó al Hospital Virgen del Rocío de Sevilla, donde la PCR dio negativo y tras un día en observación recibió el alta. 

Los familiares de la víctima han explicado que después de la fiebre empezó a tener también vómitos, temblores y que de un día para otro incluso le costaba ponerse de pie por él mismo, por lo que decidieron volver al hospital, en este caso al Virgen Macarena, donde permaneció ingresado hasta el día 25 de agosto. Allí sí le hicieron la prueba del virus del Nilo y la PCR confirmó que era positivo, pero aun así le dieron positivo «porque es una enfermedad sin tratamiento para la que solo le estaban dando paracetamol y que para ello podía estar mejor en casa. Le dieron el alta porque era un caso leve», según explica una familiar al citado diario. 

Finalmente, el hombre acabó falleciendo en su casa por «complicaciones de su infección», siempre acorde a sus familiares, aunque la Junta de Andalucía niega que la defunción esté relacionada con el brote. Además, la familia decidió no hacerle la autopsia porque estaban «demasiado afectados como para tener que esperar más», por lo que ahora es más difícil asociar la muerte con el brote. 

La víctima era un hombre «sano y trabajador» hasta que resultó infectado por la fiebre del Nilo, pero desde entonces «ya nunca estuvo bien», según defiende su familia: «Cuando le dieron el alta le comentamos a los médicos que él no se encontraba bien y nos decían que todo era normal. Decían que estas enfermedades son así y que los efectos y síntomas podían durar meses, pero que pasados los primeros 15 días se preveía que todo debía ir a mejor. Él antes de esto no tenía nada, tenía 78 años, pero seguía trabajando en su campo y era una persona sana y activa. Estaba diagnosticado de la fiebre del Nilo y no entendemos porqué la Junta no quiere reconocer que ha muerto por ello, aunque haya muerto en su casa».

La Junta no reconoce la fiebre del Nilo como causa de la muerte

El relato de la familia de la víctima contradice frontalmente la versión de la Junta de Andalucía, que sigue contando tres víctimas mortales de la fiebre del Nilo en la región desde que se desató el brote. Según la Consejería de Salud, ha habido tres muertes en la provincia de Sevilla: Un hombre de 70 años de Coria del Río, otro hombre de 77 años de La Puebla, y una mujer de 85 años, también de La Puebla. 

Por ahora, la situación está mejorando en la zona, ya que únicamente hay ocho personas ingresadas con la enfermedad, cuatro de ellas en la UCI. Por ahora, las muestras positivas del virus siguen siendo 31, pero solo se ha confirmado el positivo por fiebre de Nilo a 21 personas. 

Pero por otra parte ya se han detectado casos de la enfermedad fuera de Andalucía, con dos casos notificados en caballos en Extremadura, uno en Guareña y otro en Santa Amalia; y un tercero en Cataluña, también en un caballo, en la localidad tarraconense de Amposta.


Comentarios

envía el comentario