Un experto: 'Debemos aplicar en España el método de la tortilla sin romper el huevo'

Hay que controlar el virus sin recurrir al confinamiento

Médico
Hay que controlar el virus sin confinamiento | Cedida

La posibilidad de un nuevo confinamiento tiene atemorizada a la población española. La sociedad no quiere volver a vivir un encierro como el de hace tan sólo unos meses, pero para evitarlo todos tienen que poner de su parte.

En una entrevista en la ‘Cadena Ser’, Santiago Moreno, jefe de Enfermedades Infecciosas del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, ha pedido a los responsables españoles que consigan aplicar el método «de la tortilla sin romper el huevo» para lograr controlar la expansión del virus sin recurrir a un nuevo confinamiento.

Este médico ha admitido que la cuarentena era la única medida eficaz que se podía tomar en marzo, pero ha insistido en que «ahora tenemos que jugar con más de un factor».

Aunque el sanitario sigue siendo el decisivo, el más importante, hay que tener en cuenta qué medidas habría que adoptar para que restringiendo al máximo la transmisión no se tuviera el impacto social y económico sobre la vida del país, ha explicado. Este experto no tiene claro que España pudiese soportar un confinamiento como el de la pasada primavera.

Una buena noticia

Santiago Moreno ha destacado,que, hasta ahora, las consecuencias clínicas sobre la salud están siendo «infinitamente menores» que en marzo y eso es una buena noticia.

«Estamos alarmados porque durante el fin de semana ha crecido de manera importante el número de ingresos hospitalarios, pero desde el 31 de julio hasta hoy tenemos 200 pacientes y 200 pacientes lo habíamos tenido en tres días entonces. Quien se encargue ahora de establecer la política de actuación puede y debe tener en cuenta los diferentes factores sin relajarse e intentar hacer la tortilla sin romper el huevo», ha afirmado.

Además, el experto ha señalado que teniendo en cuenta la situación actual, es probable que en España la desescalada fuese demasiado rápida, pero también en otros países.

«De nuevo, lección aprendida, igual que a lo mejor iniciamos el confinamiento un poco tarde, pero no hemos sido los más rápidos en hacer la desescalada. No hay mucha diferencia de cómo lo hemos hecho nosotros, lo ha hecho Francia, Italia o Alemania. En algunos aspectos incluso fueron más rápidos que nosotros. Así que debe haber otros factores que determinen el incremento de positividades que puede que algún día sepamos, pero que todavía no sabemos», ha destacado este experto.

Se haya aprendido o no la lección, lo cierto es que la gente no quiere escuchar la palabra ‘confinamiento’. Y es que el estricto encierro de hace unos meses ha causado un gran impacto en la sociedad.


Comentarios

envía el comentario