Madrid restringirá la movilidad y actividad pero evita hablar de confinamientos

Lo ha confirmado el consejero de Sanidad

Puerta de entrada del Hospital de La Paz, con varias personas con mascarilla

Tras el lío de este miércoles en el gobierno madrileño por los llamados 'confinamientos selectivos', el consejero de Sanidad, Enrique Escudero, ha querido aclarar la decisión definitiva del ejecutivo en este aspecto. Escudero  en un vídeo remitido a los medios de comunicación, ha anunciado que su departamento prepara una propuesta para «restricciones de movilidad y de reducción de actividad» en las zonas más afectadas por el coronavirus

A diferencia de lo que hizo ayer viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero, Enrique Escudero no ha hablado en ningún momento de confinamientos. Además, tampoco no hay ningún rastro en sus palabras de que estas posibles restricciones se vayan a producir por áreas de salud o por zonas geográficas concretas. 

Pese a todo el consejero ha querido lanzar un «mensaje de calma» a los madrileños, insistiendo que la evolución actual de la pandemia en la comunidad es de un «crecimiento sostenido de los contagios». 

No ha querido dar más detalles sobre las posibles medidas que están pendientes de aprobar en el Consejo de Gobierno. Lo que es seguro es que el objetivo que buscan es reducir el constante aumento de positivos que se viene produciendo las últimas semanas y reducir el número de ingresos, para así poder evitar el tan temido colapso hospitalario. 

Escudero ha confirmado que será mañana cuando se produzca una rueda de prensa donde se expliquen las anunciadas medidas, que serán similares a las tomadas en otras comunidades autónomas. Además ha dicho que con toda probabilidad estas no entrarían en vigor hasta el próximo lunes 21 de setiembre. 

Aguado pide la implicación del gobierno central 

El vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha reconocido este jueves que la situación en la región está «empeorando», por lo que se van a necesitar «más esfuerzos», y ha manifestado que es «urgente y necesario» que el Gobierno central se implique.  

«Hoy desde la humildad tengo que trasladar a los madrileños que la situación en la Comunidad no va bien. La realidad de la epidemia está empeorando y vamos a necesitar más esfuerzos. Pero estamos a tiempo de poder controlar esta situación y la curva si somos capaces todos de darnos una tregua política», ha lanzado, para a continuación añadir que es necesario que se dejen a un lado las «pistolas dialécticas» y estén unidas las distintas administraciones.


Comentarios

envía el comentario