Personal sanitario con un megáfono en una protesta durante la pandemia del coronavirus

La llamada de socorro en un hospital de España: 'No pueden más'

Los sanitarios piden ayuda desesperada ante uno de los peores momentos vividos hasta ahora

La borrasca Filomena ha dejado a la Comunidad de Madrid completamente colapsada. La nieve acumulada durante el fin de semana ha hecho que la capital se encuentre en pleno caos y ahora se suman las bajas temperaturas que se esperan se lleguen a alcanzar en las próximas horas. Esto añadirá más complicación pues dará paso a placas de hielo que dificultarán más la movilidad.

Como consecuencia de la gran nevada, muchos trabajadores no han podido desplazarse a sus domicilios teniendo que quedarse en su lugar de trabajo. Especialmente preocupante ha sido el caso de los sanitarios, ya castigados por la pandemia y que este pasado fin de semana han llegado al límite.

Los sanitarios necesitan ayuda urgente

Las redes sociales se han convertido en la ventana predilecta para que gran parte de la población haya compartido cómo han vivido las consecuencias de la borrasca Filomena. Pero entre estampas idílicas de paisajes nevados, ha destacado el llamamiento que un conocido sanitario llamado Perdidue ha hecho circular por Twitter.

¡Síguenos en Youtube! 📹El canal de España Diario con los mejores vídeos y los directos que te interesan en tu móvil ➡️Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

En su mensaje, este trabajador del Hospital Puerta de Hierro de Majadahonda ha denunciado la situación que el gremio de la Sanidad ha sufrido durante el fin de semana y que ha llevado a un gran número de sanitarios a trabajar sin descanso.

«Hay compañeras que van a encadenar hasta seis turnos consecutivos porque la dificultad para llegar al centro es extrema, no pueden ser relevadas. No pueden más, por favor, que se difunda, necesitan acceso YA» publicaba este tuitero ante la «situación gravísima» que están viviendo desde el pasado viernes.

La Unidad Militar de Emergencias ha tomado las calles para intentar despejar las principales vías de acceso de la ciudad para garantizar el desplazamiento de gran parte de la población que se ha visto atrapada por el temporal. Sin embargo, la situación ha sido más grande de lo que se esperaba y se han visto desbordados sin poder llegar a todos los puntos requeridos. Primaba sobre todo, garantizar el acceso a hospitales y clínicas, pero parece ser que en algunos lugares ha sido imposible.

Muchos de los usuarios de las redes sociales se han hecho eco del llamamiento de este sanitario y han compartido y difundido su mensaje alertando sobre el peligro que conlleva el encadenar un turno con otro sin apenas tiempo para descansar.

Turnos de hasta 36 horas

La nevada que ha provocado el aislamiento de la Comunidad de Madrid y gran parte de España, ha hecho que enfermeros, médicos, celadores y demás trabajadores sanitarios hayan visto imposible abandonar sus centros de trabajo. Además, debido a que las carreteras estaban colapsadas, tampoco sus relevos han podido acceder por lo que se han visto obligados a doblar e incluso triplicar turnos.

Francisco Javier Cuevas, técnico de Radiodiagnóstico en el Hospital Puerta de Hierro, ha podido salir del centro hospitalario el pasado domingo a la 13.30 horas. Llegó a su puesto de trabajo el viernes y, debido a la nevada, no ha podido regresar a su domicilio teniendo que doblar turno, ya que el relevo no podía llegar. Fue gracias a una persona con un 4x4 lo que le permitió llegar hasta el metro para volver a casa y descansar tras las horas de trabajo.

«No podíamos irnos aunque tuviéramos cómo porque no había personal suficiente. Lo máximo que hemos podido dormir han sido dos horas» señala Natividad, otra trabajadora del hospital encargada de cuidar a los enfermos de la UCI que ha trabajado durante 36 horas y que advierte sobre el desgaste psicológico: «Ha sido duro, ya no solo físicamente, que somos jóvenes y lo aguantamos, pero psicológicamente». Esta situación se ha alargado hasta el domingo cuando la UME por fin ha podido limpiar los accesos.