Peluche de un muñeco de nieve con un árbol de navidad de fondo

Un experto responde si pueden cenar juntas por Nochebuena dos familias a la vez

Los gestos de cariño con los familiares y amigos no convivientes tendrán que esperar todavía

Con la Navidad a la vuelta de la esquina son muchos los que se preguntan cuál será el plan para este año. Con el borrador del Gobierno encima de la mesa ya hay quienes tienen dudas de lo que podrán hacer o no en estas fechas tan señaladas en las que lo habitual suelen ser las recepciones con numerosos amigos y familiares.

El plan que ha presentado el Gobierno hoy en forma de borrador recoge limitar las reuniones sociales a seis personas, mantener las medidas higiénico-sanitarias en todo momento y controlar los contactos entre núcleos familiares diferentes.

logo YoutubeLos mejores directos y vídeos de la red en el Youtube de España Diario. No esperes más, pincha aquí y síguenos gratis. ¡TE ESPERAMOS!

Además, se establecen toques de queda desde la 1:00 hasta las 6:00 en Nochebuena y Nochevieja y se fomentan las actividades al aire libre todo lo que sea posible.

Lo que más preocupa

Por el momento ya han surgido entre los españoles las primeras dudas y el programa radiofónico ‘Hora25’, de ‘Cadena Ser’, ha tratado de resolverlas con el virólogo José Antonio López Guerrero.

Aunque el texto todavía es un borrador, hay que ser conscientes de la situación atípica que se está viviendo en todo el país y del comportamiento de los españoles depende, en gran medida, que esto no empeore.

José Antonio López Guerrero tiene claro que no se ha alcanzado «la planicie necesaria y estamos lejos de unas Navidades prepandémicas».

Por ello recomienda que se junten los menos grupos de no convivientes posibles:

«Si vienen de sitios diferentes hay más posibilidad de que haya alguien contagiado o que sea supercontagiador. No podemos dar un número de comensales claro, pero tres personas de tres lugares diferentes supone más riesgo que ocho personas de un mismo núcleo familiar».

En cuanto al uso de la mascarilla subraya la necesidad de llevarla siempre que no se esté comiendo, ya que es lo que marca el protocolo.

Además señala que el mantenimiento de la distancia de seguridad probablemente sea escaso por cuestiones de espacio, pero propone una solución para solventarlo:

«La idea es a la hora de la cena no sentarnos a 50 centímetros de nuestros comensales, sino hacerlo en zigzag. En el momento de la cena, sin mascarilla, evitar en ese momento una discusión o una conversación acalorada. Villancicos y demás lo dejaremos para la sobremesa. La mejor ventilación es la ventilación natural. Cuatro dedos las ventanas abiertas, puede ser fundamental». 

Respecto al menú, algunos oyentes han querido saber si es mejor no hacer nada de picoteo para colocar al centro de la mesa este año:

«No vamos a compartir los platos que se ponían en el centro de la mesa, a ser posible en platos individuales y coger los elementos con una pinza. Hay que evitar cogerlo con la mano».

Menos besos y abrazos

En cuanto a los mayores, este virólogo recomienda evitar la aproximación física sin mascarilla porque supone un riesgo.

Los gestos de cariño este año también van a tener que esperar estas navidades. Este año «la mejor afectividad debe ser evitar los abrazos sobre todo con la gente no conviviente», señala López Guerrero.

Además, ha recalcado que aunque muchos piensen que tener el día de la reunión un test de antígenos negativo implica no estar contagiado, este tipo de pruebas siguen teniendo muchos problemas de efectividad. Y es que «podemos tener fragmentos del virus sin ser contagioso», explica el virólogo José Antonio López Guerrero.

Lo importante este año es tratar de sobrellevar estas fechas de la mejor forma posible para contribuir a que el año que viene pueden celebrarse como en años anteriores. Y es que navidades hay muchas, pero familia solo una.