La experta china que huyó presenta el informe donde confirma el origen del coronavirus

La doctora Li-Meng Yan y tres científicos más publican un informe que demuestra que el virus fue creado en laboratorios militares chinos

Un científico trabajando en un laboratorio para encontrar la vacuna del Coronavirus
Las evidencias científicas demuestran el origen artificial del virus, según el informe | España Diario

El Coronavirus aparecido en China en diciembre de 2019 ha causado ya más de 29 millones de contagios y 930.000 muertos en todo el mundo. Una de las personas que más información tiene sobre el polémico origen del virus es la viróloga Li-Meng Yan, que acaba de publicar el informe en el que trata de demostrar que fue creado en laboratorios militares chinos.

El texto, firmado por tres científicos más, denuncia la censura sufrida por la teoría alternativa del origen del virus y asegura que las evidencias científicas, tanto genómicas como médicas, contradicen fuertemente la tesis del origen natural. 

De hecho, el texto viene avalado por la Rule of Law Society que lidera el magnate chino Guo Wengui, exiliado tras ser acusado por las autoridades de su país, antiguo asesor del presidente Donald Trump y figura clave de la extrema derecha en Estados Unidos. Pero sin duda, la gran referencia del informe es la viróloga Li-Meng Yan.

Esta se hizo famosa después de presentarse en Estado Unidos como una fugitiva al conseguir escapar de Hong Kong, donde sus investigaciones sobre el virus fueron continuamente censuradas por sus superiores. A partir de entonces, dice, trabaja para contar la verdadera verdad sobre el origen del SARS-CoV-2 que ahora ve la luz con este informe.

Ella y sus colegas basan su tesis en tres evidencias. En primer lugar, explican que la secuencia genómica del virus se parece sospechosamente a la de un coronavirus de murciélago hallado en laboratorios militares en Chongking y Nanjing, en China

En segundo lugar, aseguran que hay evidencias científicas de que la unión a receptores (RBM), el sistema con el cual el virus penetra en las células humanas, ha sido manipulada y se parece a la del coronavirus aparecido en 2003.

La tercera evidencia, según el informe, es la aparición de un sitio de corte que facilita la entrada del virus en las células mejorando enormemente su capacidad de infectar, algo que según los investigadores es poco común en los coronavirus

Investigación independiente

Las tres evidencias demuestran, según el informe, que el SARS-CoV-2 es un virus creado en el laboratorio y modificado genéticamente para que sea más infectivo y letal: «Demostramos que el virus pudo ser creado usando ZC45/ZXC21 del coronavirus de murciélago y que la proteína fue manipulada para que el virus adquiriera la capacidad de infectar seres humanos».

Además, concreta que «la creación del nuevo coronavirus en laboratorios pudo ser completada en unos seis meses». También señala la necesidad de una investigación independiente para despejar las dudas que siguen abiertas sobre el origen del SARS-Cov-2.

Desde un primer momento, la doctora Li-Meng ha apuntado al origen artificial del virus y, en particular, que fue creado en laboratorios chinos. Esta teoría refuerza la tesis del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, que desde el principio ha acusado al gobierno de chino de ser el responsable de la creación y la expansión del Covid-19. Ahora tiene una evidencia más de su parte.


Comentarios

envía el comentario