Sanitario en un laboratorio realizando pruebas

El hallazgo en un laboratorio que acelera la cura del coronavirus: 'Es extraordinario'

El descubrimiento ha sido posible gracias a la potencia de ordenadores y dispositivos móviles de 67.000 voluntarios en todos el mundo

«Es extraordinario, un gran logro de la comunidad científica». Así lo expresa Estefano Forli, científico del laboratorio Scripps Research, en Estados Unidos, y director del estudio que acaba de encontrar 70 componentes prometedores contra el coronavirus. El hallazgo acelera el camino hacia un tratamiento eficaz.

El descubrimiento es la suma de esfuerzos de miles de voluntarios que, con la energía de sus computadoras, han sacado a la luz decenas de componentes químicos que serán probados en futuros fármacos contra el coronavirus

La comunidad científica celebra como un logros sin precedentes el descubrimiento que han hecho posible más de 67.000 voluntarios de todo el mundo. Estos entusiastas de la ciencia han puesto sus ordenadores y teléfonos inteligentes al servicio del proyecto OpenPandemics, que dirigen científicos del laboratorio Scripps Research en San Diego, California. 

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A qué esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

El ambicioso proyecto nació en mayo, cuando los científicos del laboratorio cerraron una colaboración con World Community Grid, una iniciativa de IBM que tiene como objetivo poner en contacto la potencia de procesamiento de miles de ordenadores para realizar experimentos virtuales con una finalidad filantrópica.

Miles de voluntarios de sumaron al proyecto, y la suma de sus ordenadores y dispositivos móviles alcanzó el equivalente a 70.000 años de potencia, el tiempo que necesita un solo procesador para completar las 168 millones de tareas desarrolladas desde mayo en los experimentos del proyecto en el laboratorio.

Desde entonces se han analizado 80 millones de moléculas que han permitido identificar hasta 70 compuestos químicos. Ahora estos compuestos serán utilizados para experimentar nuevos fármacos contra la Covid-19. Es, según Estefano Forli, «un excelente punto de partida para el desarrollo de posibles fármacos candidatos».

Para ello, aclara, será necesaria una gran inversión financiera, pero los datos conseguidos hasta ahora abren un camino esperanzador y serán puestos a disposición de otros investigadores del mundo académicos y la industria farmacéutica. 

El científico explica que se ha puesto la primera piedra para el hallazgo de fármacos eficaces contra el coronavirus. Pero además, se pretende desarrollar una infraestructura de software reutilizable para que investigadores de todo el mundo puedan avanzar en la respuesta rápida contra futuras pandemias.

La importancia de los tratamientos

Se trata, según World Community Grid, de avanzar en la búsqueda de posibles tratamientos, que «se vuelven más urgentes a medida que la Covid-19 continúa barriendo el mundo». Forli aplaude el desarrollo de la vacuna en tiempo récord, pero subraya la importancia de los medicamentos que «constituyen una herramienta terapéutica imprescindible para tratar a pacientes que aún no han recibido la vacuna o que tienen enfermedades graves que les impiden vacunarse».

Además, el científico recuerda que «será necesario producir varios millones de dosis para proporcionar una cobertura suficiente a la población mundial», y que el almacenamiento y la distribución «plantean importantes desafíos logísticos y podrían limitar la difusión de la vacuna a determinadas regiones».

Por eso pone énfasis en la importancia de los fármacos y en la importancia del descubrimiento que acaban de hacer. World Community Grid lleva desde 2004 colaborando en iniciativas para la búsqueda de tratamientos contra el cáncer, el VIH y las enfermedades tropicales. En total ha desarrollado una treintena de proyectos en los que han colaborado 650.000 personas.

Desde la compañía aseguran que existen aún muchos más componentes para analizar y esto requerirá aumentar lo antes posible el número de voluntarios. El objetivo es permitir a los investigadores de Scripps Research alcanzar sus objetivos de investigación para agilizar la búsqueda de posibles tratamientos, tanto para el coronavirus como otras enfermedades.

El SARS-CoV-2 es un nuevo patógeno de la familia del coronavirus que causa la enfermedad respiratoria conocida como Covid-19. Hay que recordar que a fecha de hoy no existe un tratamiento eficaz para combatir la mortalidad de este virus altamente infeccioso, más allá de algunos tratamientos experimentales.