Un joven poniéndose una mascarilla

Aviso sobre la circulación de un tipo de mascarillas en España: ‘Son falsas’

El científico español José María Lagarón advierte que hay muchas FFP2 falsas en el mercado con el riesgo que esto conlleva

España sale de la Semana Santa con el miedo de que los contagios se disparen y se desate una cuarta ola peor de lo esperado. Mientras se intenta apretar el acelerador con la campaña de vacunación, Sanidad recuerda la importancia de mantener las principales medidas sanitarias, con especial atención al uso de la mascarilla en espacios públicos.

Pero no basta con llevar la mascarilla sino que hay que llevar las homologadas. El investigador del Consejo Superior de Investigación Científicas (CSIC), José María Lagarón, ha advertido del gran número de mascarillas FFP2 falsas que hay en el mercado.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

El científico ha asegurado que muchas de estas mascarillas utilizan números de certificación que no corresponden con los requisitos exigidos para este tipo de productos. Esto genera una falsa sensación de seguridad que expone al usuario al contagio. Para la seguridad de todos, en momentos cruciales como este, hay que tener en cuenta este tipo de riesgos.

José María Lagarón lidera el grupo de investigadores que junto a la compañía Bioinicia ha creado el filtro de nanofibras Proveil, uno de los grandes avances en materia de equipos de prevención. Con su amplio conocimiento, el experto ha lanzado esta advertencia sobre el incorrecto etiquetado o ausencia de certificaciones que indican la falsedad de algunas de las mascarillas que se venden en el mercado.

El cienífico llama la atención sobre el riesgo que esto supone para la salud de las personas y recuerda que los puntos de venta deben tener a disposición de los clientos los certificados acreditativos de que es un producto seguro y homologado. «La mascarilla debe especificar con claridad el nombre de la empresa fabricante y los cuatro números del organismo supervisor notificado junto a las iniciales», explica.

Además, recuerda que este tipo de mascarillas, las FFP2, están reguladas por una normativa de la Unión Europea y que el marcado, seguido de cuatro números, asegura que el producto esta ajustado a la legislación. Solo así se garantiza la eficacia de este material de protección y los estándares de calidad. El marcaje NR significa que no es reutilizable, mientras que la R es reutilizable. 

Otras mascarillas bajo sospecha

En palabras de Lagarón, «aunque la mascarilla lleve todo lo anteriormente nombrado, hay que pedir las certificaciones emitidos por los organismos notificados, es decir, el certificado B y el C2. Solo con estos certificados podremos asegurarnos de que la mascarilla es apta, y tiene que estar a disposición del cliente en los puntos de venta y en la versión descargable en internet».

Sobre las mascarillas FFP2 para niños, ha dejado claro que no existen y que «aunque podemos encontrar este tipo de mascarillas en la farmacia, ninguna de las FFP2 para niños lo son. Lo que se ha hecho es fabricar una talla más pequeña que la de los adultos, pero no se han hecho estudios ni están certificadas aunque lleven el sello de la Unión Europea».

Otro tipo de mascarillas son las KN95, que proceden de China y se hicieron muy populares el año pasado como método de prevención del coronavirus. Lagarón recuerda que la fecha de comercialización de este producto en el mercado español finalizó el 31 de diciembre de 2020 a pesar de que este tipo de mascarillas se sigue encontrando en el mercado sin la autorización necesaria. 

La mascarilla definitiva

En opinión de este científico, la norma comunitaria que regula los equipos de protección individual (EPI) es insuficiente. Pide, en su lugar, «una norma que realmente describa o sea capaz de analizar y regular el uso específico y particularizado que se pueda dar a este tipo de productos para proteger a la población».

El CSIC y Bioinicia llevan tiempo trabajando en esta materia y su objetivo es establecer nuevos protocolos para mejorar el usos de este tipo de materiales. El experto asegura que nunguna de las EPI que acyualmente están reguladas por la Unión Europea están optimizadas para el uso que actualmente les estamos dando. Las mascarillas Proveil que han desarrollado buscan la protección óptima frente a la Covid-19 y aseguran que puede ser el equipo de protección definitivo.