Efectivos sanitarios con equipos de protección individual atendiendo un paciente durante la emergencia del Coronavirus

Encuentran la causa de complicaciones en casos graves de Covid-19

Los investigadores han detectado en algunos enfermos la presencia de 'autoanticuerpos' que atacan al organismo en vez de defenderlo

El comportamiento de los anticuerpos y el sistema inmunitario ante el nuevo coronavirus sigue siendo uno de los grandes misterios que se le resiste a la comunidad científica. Las nuevas investigaciones han descubierto algo muy inquietante: algunos enfermos han desarrollado anticuerpos que atacan a su organismo en vez de defenderlo.

Se trata de pacientes graves de Covid-19 cuyo cuerpo desarrolla «autoanticuerpos» que atacan antígenos de su organismo en vez de al virus. El hallazgo ha salido en el «The New York Times» y tiene implicaciones trascendentales para los enfermos.

Según los investigadores, esta respuesta errónea del sistema inmune puede provocar graves complicaciones de la enfermedad provocada por el nuevo coronavirus. A su vez, podría explicar por qué algunas personas tienen problemas persistentes meses después de haberse recuperado y haber negativizado el virus.

Durante la respuesta del sistema inmune a la infección de un virus, las células conocidas como inmunes B producen anticuerpos que bloquean la entrada del patógeno. Pero en algunas infecciones como lupus o artritis reumatoides, en lugar eso producen «autoanticuerpos» que atacan a las células humanas sanas confundiéndolas con intrusos.

Lo mismo que sucede con el lupus y la artritis reumatoide podría estar ocurriendo también con pacientes de Covid-19. La investigación reciente sobre 52 pacientes graves de Covid-19 en un hospital de Atlanta, arroja resultados relevantes: a pesar de no tener antecedentes autoinmunes, casi la mitad de los pacientes tenían «autoanticuerpos».

Futuros tratamientos

Pero los investigadores también hallaron anticuerpos contra una proteína llamada factor remautoide y otras que ayudan con la coagulación de la sangre. De la mitad de los pacientes más graves, el 70% tenía estos anticuerpos actuando contra las funciones del cuerpo para protegerse frente a la infección.

Esto tiene como consecuencia el agravamiento de la enfermedad. Por ejemplo, algunos anticuerpos que los investigadores lograron identificar causan problemas de flujo sanguíneo. «Es muy posible que algunos de los problemas de coagulación que se ven en pacientes con Covid-19 estén siendo impulsados por este tipo de complejos inmunes», explica la experta en lupus Ann-Marshak-Rothsein.

El hallazgo podría ser importante de cara a investigaciones sobre futuros tratamientos, ya que los médicos podrían utilizar pruebas existentes que pueden detectar anticuerpos para identificar a los pacientes que podrían beneficiarse de los tratamientos utilizados para el lupus y la artritis reumatoide.

Aunque no existe cura para estas enfermedades, algunos tratamientos disminuyen la frecuencia y la gravedad de los brotes. Lo mismo se podría conseguir con los efectos no deseados del sistema inmune ante la infección del coronavirus.


Comentarios