Un grupo de gente con una mujer empujando un carrito en primer plano paseando por la calle durante la pandemia

Otra región española aumenta las restricciones en reuniones, restaurantes y gimnasios

Es «muy doloroso» tomar medidas restrictivas, «pero las consecuencias de no hacerlo serían peores»

El Gobierno de Baleares prohibirá, a partir de este sábado, 24 de octubre, en Mallorca e Ibiza el uso de la barra en los bares y restaurantes, reducirá el aforo a un 30% en centros deportivos y el número de asistentes a bodas a un máximo de 25 de personas en interior y 50 en exterior.

En rueda de prensa, la consellera de Salud y Consumo, Patricia Gómez, y la asesora técnica del desconfinamiento, Margalida Frontera, han analizado la situación epidemiológica y han anunciado nuevas medidas restrictivas para Mallorca e Ibiza por la evolución de la pandemia que se aplicarán una vez sean publicadas el sábado en el Boletín Oficial de les Illes Balears (BOIB).

Además de las restricciones, Frontera ha avanzado que se permitirán las visitas en las residencias de mayores para contribuir al «bienestar emocional» de los usuarios «más frágiles».

De este modo, en el ámbito social y familiar se reducirá a un máximo de seis personas los encuentros, excepto en el caso de personas convivientes. El aforo máximo de lugares de culto será del 30% y, además, Frontera ha detallado que no se permitirá cantar.

El Govern ha aconsejado que no se hagan celebraciones en los trabajos, especialmente si van acompañadas del consumo de alimentos o bebidas. En todo caso, si se celebran, quedarán sometidas al límite máximo de seis personas.

Además de la prohibición del uso de la barra en restaurantes, el número máximo de personas por mesa será de seis. En cuanto a los centros comerciales, el aforo de los espacios comunes se reduce al 50% y en los establecimientos comerciales se prohíbe la venta de alcohol a partir de las 22.00 horas.

Sobre la actividad deportiva, las actividades grupales dirigidas en esos espacios cerrados no podrán superar las 15 personas.

La consellera ha justificado estas medidas en que Mallorca e Ibiza son las islas con la incidencia acumulada en los últimos 14 días «más alta». «Lo que estamos haciendo es eficiente pero tenemos que conseguir más efectividad», ha señalado.

Así, a día 20 de octubre, la isla más afectada es Ibiza, con una incidencia acumulada en 14 días de 168 casos por 100.000 habitantes y una tasa de positividad del 7,24%; le sigue de cerca Mallorca, con una incidencia de 147 y una tasa de positividad del 4,88%, mientras que Menorca y Formentera presentan mejores indicadores, con unas incidencias de 102 y 8 casos por 100.000 habitantes y tasas de positividad del 4,07% y 0,72%, respectivamente.

Para Gómez, con la llegada del invierno se entra en el escenario «más preocupante». La consellera ha confesado que es «muy doloroso» tomar medidas restrictivas, «pero las consecuencias de no hacerlo serían peores».

Por ello, ha asegurado que el Govern «hará todo lo que esté en sus manos para minimizar» el impacto de la pandemia, pero «necesitamos la responsabilidad de todos». «Si es necesario se tomarán más», ha recalcado.

Por otro lado, la consellera ha explicado que, aparte de estas medidas nuevas, la Conselleria ha considerado «oportuno» prorrogar una semana más las restricciones en la ciudad de Ibiza. 

Se flexibilizan las medidas en Formentera

El anuncio de las restricciones en Mallorca e Ibiza ha ido acompañado de la flexibilización de las medidas en Formentera. Igualmente, la consellera de Salud ha informado de que seguirán las medidas que rigen en todo Baleares, aprobadas el 9 de octubre.

En Formentera, las reuniones familiares y sociales serán para un máximo de 10 personas en espacios cerrados y 20 al aire libre. Asimismo, se abrirán los parques infantiles y los locales de ocio infantil, con una capacidad máxima del 50%.

Las actividades de tiempo libre destinadas a la población infantil y juvenil podrán realizarse en grupos estables de hasta 20 participantes en espacios al aire libre y 10 en espacios cerrados. Lo mismo para las actividades en los espacios de jóvenes y puntos de información.

En cuanto a los eventos deportivos, se podrá utilizar un 75% del aforo de la instalación para el público hasta un máximo de 1.000 personas y, en teatros y auditorios se podrá desarrollar su actividad si no superan el 75% de la capacidad permitida.

Los cines y circos de carpa y espacios similares, en los que se permite comer o beber, podrán desarrollar su actividad pero sin superar el 45% de la capacidad permitida en cada sala.

Otros recintos, locales y establecimientos destinados a eventos públicos y actividades recreativas podrán desarrollar su actividad siempre y cuando el público permanezca sentado y no se supere el 75% del aforo permitido, con un límite de 300 personas en espacios cerrados y de 1.000 personas al aire libre.

Las terrazas de los bares podrán abrir con un 75% de los aforos y los mercados ambulantes podrán incrementar su ocupación hasta el 75% de los puestos habituales siempre que tengan más de 21 puestos y el 100% si tienen menos de 20.

Se permite la reapertura de los clubes de personas mayores para la realización de actividades dirigidas. El aforo máximo de los establecimientos o instalaciones será de un 50%. Las actividades se realizarán en grupos estables de un máximo de 10 personas en espacios cerrados y 20 personas al aire libre.


Comentarios