Foto de recursos de un grupo de medicamentos de varios colores

Sanidad retira de urgencia un medicamento por peligroso e ilegal

El fármaco se describe como natural sin serlo y contiene sustancias que pueden poner en riesgo la salud de ciertos pacientes

De nuevo saltan las alarmas en torno a un medicamento del mercado que puede poner en riesgo la salud de los ciudadanos en España. La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) ha prohibido la comercialización de dicho fármaco y ha ordenado la inmediata retirada del mercado de todos los lotes y ejemplares, que estarían circulando de manera 'ilegal', sin que la Agencia, que depende a su vez del Ministerio de Sanidad, lo haya evaluado ni autorizado previamente, como marca rigurosamente el protocolo.

De hecho, la AEMPS ha tenido conocimiento de que se estaba comercializando dicho producto gracias a la Consejería de Sanidad de Galicia, la Consejería de Salud de Murcia y la Sección SEPRONA de la Comandancia de Gijón, que en el marco de la 'Operación Pangea XIII' han descubierto la venta del fármaco sin pasar por los laboratorios y controles oficiales de Sanidad, y que, además, se comercializaba dando información engañosa al cliente sobre su composición, lo que puede suponer un grave riesgo para la salud de ciertos pacientes.

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

Se trata en concreto de VICANPLUS cápsulas, que se describe como un producto natural indicado para restaurar la función eréctil deteriorada, sin advertir al consumidor de su verdadera composición, que no es exclusivamente natural. El medicamento contiene, en concreto, sildenafilo y tadalafilo, dos sustancias que podrían ser peligrosas para el organismo, especialmente en aquellas personas que puedan tener alergias o presentar reacciones adversas ante el consumo de estos inhibidores de la PDE-5 por su condición de salud o enfermedades previas.


Publicidad engañosa

Al describirse como natural, muchas personas, en especial las alérgicas a algún tipo de medicamento o las que presentan ciertas enfermedades y no pueden tomar determinados medicamentos por los efectos secundarios que les pueda acarrear, podrían caer en la trampa, creer que el producto solo está hecho a base de plantas y es realmente natural, y comprar el fármaco, aparentemente seguro para ellos, dejando a un lado así los fármacos prescritos y debidamente aprobados por Sanidad, que pasan los controles adecuados, donde se detectan precisamente engaños de este tipo en el etiquetado.

VICANPLUS, distribuido según el etiquetado por la empresa Natural Innova, se vende como un fármaco para restaurar la función eréctil deteriorada, como apuntábamos. Y lo hace aumentando el flujo sanguíneo en el miembro viril a través de la inhibición selectiva de la fosfodiesterasa 5 (PDE-5). El problema es que estos inhibidores pueden suponer un riesgo para la salud en pacientes con: infarto agudo de miocardio, angina inestable, angina de esfuerzo, insuficiencia cardiaca, arritmias incontroladas, hipotensión, hipertensión arterial no controlada, historia de accidente isquémico cerebral, insuficiencia hepática grave, neuropatía óptica isquémica anterior no artrítica o trastornos hereditarios degenerativos de la retina, como la retinitis pigmentosa. Pueden aparecer además en algunos pacientes reacciones alérgicas y adversas graves, sobre todo cardiovasculares.

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

El Laboratorio Oficial de Control de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios ha analizado el medicamento y, efectivamente, contiene sustancias que no aparecen en su composición: sildenafilo y tadalafilo. Además, las contiene en una cantidad suficiente para que puedan modificar una función fisiológica en el paciente que las toma, obteniendo así acción farmacológica.

Aunque según la Ley de garantías y uso racional de los medicamentos y productos sanitarios, aprobada por Real Decreto Legislativo 1/2015 de 24 de julio, el producto tendría la condición legal de medicamento por dicha acción farmacológica, la misma ley contempla el hecho de que todo medicamento debe pasar por el control de la Agencia antes de comercializarse. VICANPLUS se vendía sin haber pasado por el laboratorio de la Agencia y a ello se le suma la publicidad engañosa a través de la cual se ha estado vendiendo, razones por las cuales la Agencia ha sido tajante y, ante el peligro y riesgo que supone la venta del producto para ciertos pacientes, ha ordenado su retirada inmediata del mercado.