Mujer rubia sonriendo

10 trucos para cuidar tu pelo en verano

La protección y la hidratación son fundamentales

Debemos cuidar el pelo durante todo el año, pero en especial durante el verano, ya que es la época en la que sufre más. Nuestro cabello se puede ver muy afectado por el sol, la sal y el cloro, volverse apagado y seco, e incluso llegar a romperse. Evítalo con estos 10 sencillos trucos:

Cómo cuidar tu pelo en verano

1. Cortar las puntas antes y después

Cuanto más cortes las puntas, más sano estará el pelo. Es esencial cortarte las puntas al menos antes y después del verano para que esté mucho mejor. Sobre todo dale especial importancia al después, ya que es probable que se te hayan quemado un poco las puntas y un saneamiento vendrá genial.

2. Hacer un tratamiento fortalecedor

Es el momento de llamar a tu peluquería de confianza y pedir hora para hacerte un tratamiento fortalecedor e hidratante. Si te gusta tenerlo siempre liso puedes optar también por uno alisador para que, sin utilizar plancha, puedas tenerlo perfecto.

3. Evitar secadores, planchas y tenacillas

Y hablando de plancha, tanto estas como los secadores y tenacillas tendrías que prohibírtelos en verano. El pelo está más seco que de costumbre, y el uso de estas herramientas lo dañará todavía más. Opta por un secado al viento y atrévete con las tan populares ondas surferas, tus rizos o tu pelo liso natural.

4. Tomar el sol con protección

Igual que proteges tu piel, también debes proteger tu cabello. Hay múltiples productos con protección que pueden irte genial, y cuál escoger dependerá de tus necesidades concretas. En Mercadona, por ejemplo, hay una gama llamada 'Exotic' que cuenta con un champú y un spray que son geniales para protegerte del sol.

5. Cambiar de champú

Cambia tu champú habitual por uno más hidratante. Los rayos de sol, el cloro y la sal del mar deshidratan nuestro pelo y debemos intentar contraatacar también con un champú adaptado. 

6. Hidratar a fondo

Para conseguir un cabello 100% hidratado en verano, además del champú, deberemos utilizar otros productos como mascarillas, sérums y aceites que puedan hidratar y nutrir a fondo el pelo. Puedes incluso ponértelos antes de ir a la playa y durante todo el día para crear una capa protectora e hidratante porque, además, el calor potencia sus efectos.

7. Utilizar un exfoliante capilar

Sí, existen los exfoliantes para cabello. Probablemente solo conozcas los de la piel, pero estos son necesarios para mantener un cuero cabelludo sano ya que eliminan toxinas y células muertas, y acaban con el molesto exceso de grasa.

8. Cuidado con la raya del pelo

Ten en cuenta que, si te haces la raya del pelo y luego te expones al sol, los rayos se focalizarán en esa zona y puedes quemarte. Eso sería malísimo para tu cuero cabelludo. Para evitarlo debes intentar peinarte sin raya, al menos en la playa y piscina.

9. Optar por recogidos

Normalmente ya optamos más por recogidos porque son más frescos, pero debemos hacerlo también para evitar que el sol, la sal y el cloro puedan afectar a nuestra melena. Hay miles de opciones geniales que seguro que puedes probar si tienes tiempo y te serán comodísimas.

10. Aclarar con agua fría

Por último, un consejo que se debe aplicar todo el año, pero en especial en verano, es aclararse con agua fría. Mejora la circulación sanguínea, ayuda a eliminar residuos del día y aporta un extra de brillo, además de que algunas personas afirman que les va bien para que el pelo crezca más rápido.