Fotografía de cacao en polvo

La OCU desvela cuál es el mejor cacao en polvo del súper

La Organización de Consumidores y Usuarios ha analizado más de 70 productos

Seguro que a todos os han hecho (o habéis hecho) la mítica pregunta de ‘¿Eres de ColaCao o de Nesquik?’. Y es que el  cacao en polvo  se ha convertido en un imprescindible en muchos hogares del país y, sin ninguna duda, las marcas más conocidas son las dos que os hemos mencionado.

No obstante, existen una infinidad de cacaos en polvo que se pueden encontrar en los supermercados, tanto de marcas reconocidas como de marcas blancas. Pero, ¿cuál es el mejor cacao en polvo que podemos comprar en un súper?

La  Organización de Consumidores y Usuarios ha revisado y comparado el etiquetado de más de 70 cacaos solubles para saber cuáles son los de mejor calidad, tal y como hizo con las galletas y con los yogures.

Para realizar este análisis, la OCU se ha fijado en la lista de ingredientes e información nutricional de las etiquetas de los productos.

Resultados generales

Al elaborar este análisis, la organización ha llegado a la conclusión de que el contenido en azúcar de la gran mayoría de los cacaos solubles es «demasiado elevado y en muchos casos representa el 65% del producto».

Este problema, según explica la OCU, es aún mayor en los productos que están orientados para los más pequeños de la casa. La organización explica que, bajo su punto de vista, estos productos poco saludables «no deberían publicitarse».

Además, anima a los consumidores a firmar una campaña contra la publicidad de alimentos no saludables dirigidos a niños. La OCU también se ha dado cuenta de que, en muchos envases de cacao en polvo, el contenido en fibra no aparece, puesto que no es un dato obligatorio.

Así que, la organización pidió a los fabricantes de los productos estos datos: «ahora solo falta que todos los fabricantes de forma voluntaria se animen a mostrar la proporción de fibra en el etiquetado». 

La OCU también explica que marcas como ColaCao, Paladin o Dia no indican la información nutricional por 100 gramos de producto en algunos de sus artículos, tal y como establece el Reglamento 1169/2011.

«Esa información la dan por 100 mililitros (ml) de ese cacao en polvo  ya disuelto en leche. Además, la receta varía de un producto a otro», explica la organización. 

Los cacaos en polvo mejor valorados

A continuación, os dejamos los cacaos en polvo mejor valorados por la OCU en este análisis. 

El mejor cacao en polvo es el puro

La OCU ha separado en 5 grupos los más de 70 cacaos en polvo  analizados, según el tipo de producto o el público al cual se dirige. Así, los productos se han dividido en las siguientes clases:

Cacaos en polvo puros

Estos son los que tienen el coste más elevado, pero no cuentan casi con aditivos, no contienen azúcar añadido y son los que tienen más fibra de forma natural. «Están entre los cacaos solubles que exhiben un perfil nutricional más equilibrado y saludable» explica la organización. 

Cacaos en polvo solubles 

El número de este tipo de cacaos es el más elevado, y cuentan con un contenido medio de cacao del 33%, aunque la organización informa de que muchos tienen demasiada azúcar: «en la calificación de azúcares añadidos, la mayoría merece la peor nota posible».

Cacaos en polvo instantáneos

El cacao en polvo soluble y el cacao en polvo instantáneo no tiene una distinción legal, sino que son los fabricantes los que deciden ponerle un nombre u otro.

Dentro de esta clase, la OCU destaca que es la categoría más enérgica y que el contenido en cacao es muy variable. Además, expone que ninguno merece la mejor calificación en el sistema Nutriscore

Cacaos en polvo a la taza

Estos cacaos destacan por tener espesor, que se logra incorporando harinas o almidones a su composición. El contenido medio de cacao que presentan es del 29%, y la OCU destaca que solo uno de los analizados contiene la categoría A en Nutriscore, debido a que este no lleva azúcares añadidos (aunque sí edulcorantes).

Cacaos en polvo infantiles

Como ya hemos comentado con anterioridad, la OCU destaca que estos productos tienen demasiada azúcar y, por lo general, tienen muy mala nota en este apartado: «El suspenso es la valoración general en la calificación Nutriscore».

Como conclusión, nos quedamos con que el cacao en polvo  más saludable es, sin duda, el puro, ya que casi no cuenta con aditivos ni azúcares añadidos.