Discover El Corte Inglés

El impacto del coronavirus en El Corte Inglés: Nuevas medidas ante un año complicado

La cadena se enfrenta a unos meses delicados

La crisis del coronavirus golpea al futuro de ‘El Corte Inglés’. La empresa se debe enfrentar a unos meses duros. Como el resto de las empresas del sector, la crisis sanitaria ha creado una caída de las ganancias y beneficios. Algunas empresas lo tendrán más fácil a la hora de enfrentarse a esta crisis, pero parece que ese no es el caso de El Corte Inglés

logo Instagram¡Síguenos en Instagram! 📸 Las fotos y tus notícias preferidas en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Ayer, domingo 26, la junta de accionistas aprobó recortar el dividendo a la mitad del ejercicio anterior. Y es que, durante el último año (de marzo de 2019 a febrero de 2020), El Corte Inglés ha tenido unos beneficios de 310 millones de euros; no obstante, las ganancias se reducirán a 37,5 millones debido a la crisis.

Marta Álvarez, presidenta de la compañía, ha explicado que El Corte Inglés ha atravesado complicaciones durante los últimos meses debido al confinamiento y el cierre de las tiendas (menos las superficies de alimentación). No obstante, explica que habrán cambios. 

Medidas para enfrentarse a un año difícil

Para enfrentarse a la crisis del coronavirus, El Corte Inglés apostará por proyectos innovadores. Marta Álvarez explicó que «El Corte Inglés tiene un proyecto apasionante y de largo recorrido». La compañía va a apostar por la digitalización, donde aún le queda un largo camino por recorrer. 

Marta Álvarez explica que los clientes son la base fundamental de la empresa. Después, le siguen el valor de los proveedores, del surtido, de la calidad y del servicio, además del valor de la marca. 

El Corte Inglés apuesta también por el comercio ‘online’ y por integrar este servicio a su red logística. Así, los clientes podrán hacer devoluciones y recogidas en las tiendas, pero se logrará que los tiempos de espera en las entregas sean menores, y también se pretende ahorrar en los costes de transporte. 

Esta adaptación de los servicios podría suponer que se cerraran puntos de ventas, por lo que El Corte Inglés está intentando mejorar la venta presencial pero también ‘online’. Entre otras medidas, El Corte Inglés también lanzará una nueva app, así como relanzará ‘Viajes El Corte Inglés’.

Pérdidas importantes

Según el medio ‘La Razón’, Fitch y Moody’s (una de las principales agencias de calificación de riesgo privadas) ha explicado que hay «una gran incertidumbre sobre la recuperación de los beneficios y las ventas de la compañía y su capacidad para reducir su apalancamiento en el periodo comprendido entre los próximos doce y dieciocho meses».

Además, ha asegurado que esta recuperación depende de la demanda de los consumidores españoles, así como de «una continua reducción de los contagios por coronavirus en España».

Fitch y Moody’s también explica que, en febrero de 2020, la deuda de El Corte Inglés era de 2.729. Esta caída del consumo, según sigue explicando la agencia, va a hacer que El Corte Inglés pierda una gran parte de su facturación durante los próximos meses. En concreto, se calcula que perderán unos 4.400 millones de euros, frente a los 15.260 millones de euros que facturaron la última vez.

Y es que, además, este confinamiento ha hecho que El Corte Inglés se enfrente a una gran pérdida en la sección de Viajes El Corte Inglés.

Menos de 90.000 trabajadores

Por su parte, según explica el medio ‘Cinco días' de 'El País’, la cadena también ha publicado un informe no financiero, en el que consta que se ha hecho una reducción de 1.736 trabajadores. Esta reducción, según la cadena, se debe a «jubilaciones, bajas voluntarias y rescisiones de contratos».

Por otra parte, la cadena cuenta con un 64% de trabajadoras mujeres, las cuales contaban con un 60% con jornada completa, y un 40% jornada reducida. Los hombres, en cambio, tenían un 88% de jornada completa y un 12% en jornada reducida. El Corte Inglés tiene una brecha salarial del 8,2%, que justifica con que «se debe a aspectos como la antigüedad y la estructura por sexo en cada grupo profesional».