Una mujer embarazada se sujeta la barriga y su doctor la observa

La carne que no pueden comer los niños de menos de 7 años y las embarazadas

Hay que tenerlo en cuenta en pro de que ambos tengan una alimentación saludable

La carne, las frutas, las verduras o las legumbres son alimentos que deben estar presentes en la dieta de cualquier persona para tener una salud envidiable. Y más ahora en tiempos de pandemia.

No obstante, hay que saber que algunos productos no son recomendables para determinados sectores de la población. Así, por ejemplo, es necesario tener presente que hay una carne que no está recomendada ni para embarazadas ni para niños de menos de 7 años.

Nos estamos refiriendo, en concreto, a la llamada carne de caza silvestre.

La recomendación sobre la carne de caza silvestre

AESAN (Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición) ha sido quien ha procedido a advertir ahora de los riesgos de incluir la mencionada carne en la dieta.

En concreto, ha actualizado sus recomendaciones con respecto a la misma, como se ha hecho en otros países europeos. Así ha procedido a determinar que si se recomienda no comer carne de caza silvestre es porque pertenece a animales que han sido abatidos con plomo.

Y es que esa munición se fragmenta y provoca que esté presente tanto en la zona del impacto como en otras partes ¿Resultado? Que, al final, aquella acaba ingiriéndose por el humano.

Los riesgos de comer la carne de caza silvestre abatida con plomo

El que se pueda comer plomo al ingerir dicha carne silvestre resulta realmente nocivo para la salud ,ya que ese es contaminante.

Eso lo ha dado a conocer AESAN, que también ha indicado que la toxicidad puede afectar al cerebro o al sistema nervioso central.

Además, ha hecho hincapié en resaltar que «los compuestos inorgánicos de plomo han sido clasificados por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) como 2A (probablemente carcinogénicos para los humanos)».

Embarazadas y niños no deben tomarla

Precisamente por todo lo expuesto se ha venido a determinar que hay dos grupos de población que, en concreto, no pueden comer esa carne silvestre abatida con plomo. Nos estamos refiriendo a las embarazadas y a los niños de menos de 7 años. Y es que se ha descubierto que tanto los fetos como los pequeños son muy sensibles a la toxicidad de esa munición.

Por tanto, si no se quiere poner en peligro la salud de aquellos deben evitar en todo momento el tomar la citada.

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición ha querido, de igual modo, dejar claro que está haciendo referencia a la carne de caza silvestre abatida con plomo. Para ello ha expuesto que el resto de carne de caza tiene propiedades muy óptimas para la salud. Así, ha indicado que aporta al organismo una gran cantidad de micronutrientes o que es magra, por lo que resulta muy sana. Eso sin olvidar que además otorga proteínas de un alto valor.

Otras recomendaciones sobre la carne de caza

Además de todo lo expuesto, no podemos pasar por alto que se han dado otros consejos generales para evitar correr riesgo con ese tipo de carne:

  • Es ideal no preparar la misma en escabeche, ya que el plomo se transfiere fácilmente al vinagre.
  • A la hora de elaborarla, primero hay que eliminar lo que es la zona donde recibió el impacto el animal y donde haya restos de plomo o huesos.
  • Bajo ningún concepto hay que lavar la carne si antes no se ha dado el paso de acabar con el área donde se recibió el disparo. Claro, si se pasa por agua previamente se estará contaminando de plomo toda la pieza de carne en sí.
  • Si se va a preparar picada, hay que limpiar a fondo la picadora entre una y otra pieza para evitar que todas acaben contaminándose.
  • A la hora de comer carne de caza es recomendable no apostar por la de autoconsumo. Hay que decantarse por adquirirla mediante canales especializados y legislados. ¿Por qué? Porque cuentan con detectores, que descubren la existencia de metales, y porque no recurren a la munición para abatir a los animales.

Siguiendo estas pautas de AESAN es como se logrará no correr riesgo ingiriendo carne de caza.