Carla Barber de perfil

Carla Barber desvela el mayor secreto de su vida: 'Nunca me llegué a casar'

La doctora ha respondido a una ronda de preguntas de sus fans

La doctora Carla Barber no ha comenzado muy bien el nuevo año. La novia de Diego Matamoros se recupera de una rotura de tibia que se hizo mientras esquiaba. La joven tiene que permanecer en reposo y tiene demasiado tiempo libre, así que trata de entretenerse con lo que puede.

Carla Barber tendrá que esperar aún dos meses más para poder retomar su rutina, algo que no ha hecho que la pareja de Diego Matamoros pierda la sonrisa. Dejando de lado el incidente, la joven está viviendo un buen momento tanto en el terreno laboral como en el sentimental.

Para que las horas se le hagan más llevaderas, la nuera de Kiko Matamoros ha decidido participar esta semana en una ronda de preguntas a través de su cuenta de Instagram. Sus seguidores les han trasladado numerosas cuestiones que la doctora no tardó en contestar.

Lo que no se podía imaginar nadie es que en medio de las confesiones sobre su vida, sus planes de futuro y asuntos similares Carla Barber iba a soltar un bombazo.

La joven ha confesado que su matrimonio con el doctor Camilo Esquivel no había sido oficial. Al parecer la pareja celebró la fiesta, pero nunca llegaron a estar casados.

Un matrimonio sin validez legal

En septiembre de 2018 la ex Miss Universo España dio el «sí, quiero» a Camilo Esquivel en Las Palmas de Gran Canaria. El enlace fue como un cuento de hadas, pero no tuvo validez legal, según ha contado Carla Barber

«Realmente nunca me llegué a casar. Los papeles no llegaron a tiempo y únicamente celebramos la fiesta. Aunque para mí fue una boda en toda regla, ante la ley mi estado civil siempre ha sido el de soltera», ha explicado en su sección de ‘stories’ de Instagram.

Lo cierto es que esta boda no oficial no tuvo el final que la pareja esperaba. Tan solo ocho meses después Camilo Esquivel y Carla Barber ponían fin a su relación y emprendían caminos separados.

Aunque como pareja no funcionaron, la doctora ha aclarado que su relación con su expareja es buena y que fue ella quien le pidió matrimonio. «Me llevo bien con mis ex, es raro que no sea así. Por suerte o por desgracia, cuando he querido a alguien, mi cariño ha sido y es sincero para siempre», ha explicado.

A pesar de que esta situación le dejó un mal sabor de boca, la doctora no ha perdido la esperanza y no descarta volver a pasar por el altar.

«Me encantaría volver a casarme, esta vez de verdad», ha confesado a sus seguidores en la red social. De hecho, reconoce que su sueño es tener un amor para toda la vida.

Carla Barber está ilusionada con de Diego Matamoros, con quien empezó a tener contacto durante la cuarentena gracias a una amiga común llamada Nora de Pedraza. 

En el hijo de Kiko Matamoros la joven han encontrado a su media naranja. Y es que su capacidad para mantener la calma, su gran corazón y su bondad son solo algunas de las virtudes que han conquistado a la doctora.

A pesar de que la nueva pareja todavía no vive bajo el mismo techo, su relación va viento en poda. De hecho, Diego Matamoros y Carla Barber comparten muchos planes y ella es ya un miembro más de la familia del empresario. Prueba de ello son las imágenes de las últimas navidades, donde la joven aparecía junto a los hermanos de su chico.

Además, la exsuperviviente se lleva estupendamente con sus cuñadas Laura y Anita Matamoros y con su suegro, quien ha confiado en la doctora en más de una ocasión para hacerse algún que otro retoque estético.