Enrique Ponce y Paloma Cuevas en una collage fotográfico

Cambio en el divorcio de Enrique Ponce y Paloma Cuevas según una amiga de ella

El torero no está dispuesto a llegar hasta el final de la separación

Tras 24 años de casados, Enrique Ponce y Paloma Cuevas ya tienen listos los papeles del divorcio para ser firmados. Para ambos han sido preparados por el despacho de abogados Garrigues, que se encuentra en Madrid.

Sin embargo, ahora ha salido la luz que el torero no está dispuesto a llegar hasta el final con este trámite. Y esto no se debe a que no esté de acuerdo con el reparto ni con la nueva situación entre ellos. 

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? 📲 Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Lo que pretende Enrique Ponce es no llevar a cabo la firma del divorcio y que, por lo tanto, el proceso se quede en la separación judicial sin llegar a dar el último paso y terminar con el matrimonio. 

Eso se debe a que si se lleva a cabo un divorcio y la pareja recapacita si situación y quieren volver a estar juntos es necesario que vuelvan a casarse. En cambio, con una separación judicial no haría falta volver a darse el 'sí quiero' porque no se habría finalizado el matrimonio. 

Se trata de un sistema que además de ahorrarse tiempo también ahorra dinero y por la que muchas parejas optan ante una posibilidad de volver a la anterior situación. Sin embargo, una amiga de Paloma Cuevas ha querido aclarar que esta opción no está en los planes de la diseñadora. 

Y aunque por las muestras públicas de amor que se dedican Ana Soria y Enrique Ponce no parece que tampoco él haya barajado esta posibilidad, no se sabe a ciencia cierta que es lo que él tiene en mente ni el por qué no quiere firmar los papeles. 

Cambio de rumbo

Ahora, la empresaria ya está instalada en la casa familiar de Madrid, en uno de los barrios más prestigiosos de la capital, donde ya han empezado el colegio las hijas de ambos, Paloma y Bianca. 

Por el momento, la opción de irse a vivir fuera del país ha sido descartada hasta el próximo verano o el próximo año, por lo que la situación entre ambos seguirá igual hasta entonces.