El rey Felipe saludando a la gente antes de un acto insitucional

El rey Felipe, obligado a pedir ayuda a Rafa Nadal y Antonio Banderas

Uno de los 'embajadores de España' quiso trasladar a los Reyes de España su visión sobre el impacto del Covid-19 en la actividad de España

Ante esta situación, el rey Felipe ha tirado de los personajes más ilustres de nuestro país. Tanto es así, que el miércoles, 29 de abril, ha reunido a personalidades como Pedro L. Alonso, Rafael Nadal, Isabel Coixet o Antonio Banderas para encomendarles una misión.

El rey los ha reunido a través de una videoconferencia, ya que son embajadores honorarios de la Marca España  y siempre han demostrado tener un gran compromiso con nuestro país en los momentos más complicados.

En la conversación con los Reyes, los 'embajadores de España' defendieron que el Covid-19 está afectando a nuestra imagen de cara al exterior, y que en parte se decía a la gran cantidad de fallecidos, a la falta de protección para el personal sanitario y a las imágenes difundidas por diversos medios de los hospitales totalmente colapsados.

Es por ello, que todos ellos coincidían en que el impacto del Covid había debilitado la imagen de España  y que esto traería consecuencia a nivel turístico y económico.

A lo largo de la conferencia, uno de los embajadores quiso trasladar a los Reyes de España su visión sobre el impacto del Covid-19 en la actividad de España. La conclusión de los 'embajadores de España' tras la reunión es simple:  las administraciones, grandes empresas e instituciones públicas y sociales deben de unir fuerzas para superar el impacto de la pandemia.

Además, también han coincidido en que se debe elaborar un plan de acción colectivo para superar la crisis económica y social que está atravesando España en estos momentos.  Dicho plan estaría basado en una colaboración entre los organismos públicos y las empresas privadas, tanto en términos de salud como económicos. Dicho plan constaría de cinco puntos:

  • La colaboración entre lo público y lo privado para reactivar la economía española
  • Defender la imagen del país y promover el tejido empresarial español
  • Que las empresas generen valor a toda la sociedad
  • La capacidad e innovación de las empresas españolas para adaptarse a situaciones complejas
  • La continuidad de la apuesta por la globalización frente a tentaciones proteccionistas o aislacionistas.

Dicho plan, que debe contar con el respaldo de las empresas, administraciones públicas y de la sociedad civil, debe enfocarse en el ámbito científico, cultural y deportistas.