Iñaki Urdangarín vestido de sport frente al Hogar Don Orione

La justicia deniega el tercer grado a Iñaki Urdangarin

El marido de la infanta Cristina deberá permanecer encerrado en la prisión de Brieva

Este verano se han cumplido dos años desde que el pasado 18 de junio de 2018 Iñaki Urdangarin entrase en prisión por diversos delitos contra la Hacienda Pública, lo que se conoce como el caso Nóos. Y aunque ahora parecía que el marido de la infanta Crisitna iba a obtener el tercer grado, se le ha denegado. 

Ha sido la Audiencia Provincial de Baleares la encargada de impedir que el exbalonmanista pueda quedar en régimen de semilibertad, es decir, yendo únicamente a dormir a la prisión de Brieva, situada en Ávila, donde ha permanecido encerrado. 

La pena que le impusieron por corrupción fue de 5 años y 10 meses en la cárcel y a pesar de que el pasado 3 de septiembre sí que le ofrecieron una posibilidad de acceder al tercer grado por parte del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 1 de Valladolid, ahora ha quedado invalidada. 

logo Telegram¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A qué esperas? 📲 ¡Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, ¡TE ESPERAMOS!

Teniendo en cuenta los informes de la prisión de Ávila, la Fiscalía le ha denegado esta opción que se le había propuesto, a pesar de que sí que es cierto de que se cumplen los requisitos de buena conducta y su arraigo familiar, han alegado que es necesario tener en cuenta otros factores. 

Entre estos se encuentra, por ejemplo, la «alarma social» de los delitos por los que fue castigado, que requieren «un elevado grado de planificación» y que todavía no ha cumplido ni siquiera la mitad del tiempo de la pena que le fue impuesta. 

Por lo tanto, según el tribunal, Iñaki Urdangarin aún no ha cumplido con una «evolución lo suficientemente favorable» para poder obtener el tercer grado y avanzar en su reinserción y su libertad.

Tiene posibilidad de obtener el tercer grado en un futuro 

El juez de Valladolid que le concedió la posibilidad del tercer grado hizo uso de las cosas positivas recogidos en el acuerdo de la Junta de Tratamiento de la prisión e incluyó como factores determinantes el pago de la responsabilidad civil por parte del marido de la infanta Cristina antes de ser encerrado y la dureza del régimen de cumplimiento que se le ha impuesto en absoluto aislamiento por seguridad. 

«En este caso el interno ha estado es absoluto aislamiento y soledad desde su ingreso en prisión en junio de 2018 hasta septiembre de 2019, momento a partir del cual habría pasado, vía art. 117 RP, a disfrutar de unas salidas», se puede leer en la sentencia. 

«Salidas que se han visto interrumpidas, meses después, hacia febrero de 2020 por razón de la actual pandemia». Por lo que a pesar de que el exbalomanista tiene dos —a veces tres— salidas reglamentarias la mayoría de las del último año no ha podido disfrutarlas debido a la crisis sanitaria. 

Sin embargo, la última decisión la tiene la Audiencia Provincial de Baleares y ha sido esta la que le ha denegado el tercer grado a Urdangarin. 

Hasta el 9 de abril de 2024, el marido de la infanta Cristina no finalizará la pena que se le impuso en 2018. Sin embargo, los magistrados han dejado en el aire próximas revisiones de su situación.

Además han confirmado que «cuenta con factores positivos como la antigüedad de los hechos delictivos, sus hábitos laborales, su estabilidad, su buena conducta y el buen uso de sus permisos de salida», para que su salida de la cárcel no sea cuando haya cumplido su condena completa.