Jesús Ortiz, padre la reina Letizia

El padre de la reina Letizia desvela el día que sufrió por la vida de su hija

Jesus Ortiz confiesa la angustia que vivió el día del intento del Golpe de Estado, hace 40 años

Hoy se cumplen 40 años del Golpe de Estado que sufrió España en plena transición y aprovechado esa efeméride, Jesús Ortiz, padre de la reina Letizia, ha confesado dónde estaba su hija cuando quiso hacerse efectivo el citado Golpe de Estado a la democracia española. El periodista, que hace pocas semanas se retiró de la profesión, ha hecho un repaso por lo que sufrió aquel día por sus hijas, Letizia, Telma y Érika.

En aquella época, los Ortiz Rocasolano aún residían en Oviedo (Asturias): «Me pregunta un colega por mis recuerdos del #23F. Por este orden, angustia, zozobra, cabreo y más cabreo. 31 años. 18:30, más o menos. Llegaba a Oviedo desde Trubia, de hacer alguna entrevista, conduciendo la unidad móvil de RCE y escuchando las votaciones del Congreso», ha tuiteado este 23 de febrero de 2021.

Tras ese primer tuit, Ortiz ha publicado cómo vivió esos momentos posteriores tras enterarse de lo que había pasado dentro del Congreso de los Diputados: «Iba con un compañero al lado, Jaime Roza, creo. Se quedó, nos quedamos, mudos. No sé cuántos minutos tardé en comprender la gravedad del asunto, pero se agolparon imágenes de los relatos, contados por mis padres y abuelos de las represiones de unos y otros del 34 en adelante», proseguía su relato el padre de doña Letizia.

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

El sufrimiento de Jesús Ortiz por sus hijas en el 23-F

En ese momento, Jesús Ortiz se preocupó por sus tres hija, Letizia, Telma y Érika: «De repente, algo explota en mi cabeza y lo relaciona: mis tres hijas (9, 8 y 6), estaban en clase del ballet con su madre en el estudio de Marisa Fanjul, local que estaba justo encima de la sede de Comisiones Obreras. ¡Jo***! Como a algún descerebrado le dé por liarla...», exclamaba.

«Pocos sabían que en el piso de encima del sindicato había una escuela de ballet llena de niños, profesores y padres a esas horas. Subí, dije a mi familia que nos marchábamos de ahí a toda prisa y sin preguntar y advertí a la directora de la escuela de mis temores», explicaba el periodista. Ya con sus hijas a salvo, Jesús salió a la calle para ver de primera mano qué sucedía: «Ya en casa, las cadenas del radio ya televisión empezaban a emitir marchas militares, al menos las de Medios de Estado, donde se encuadraba RCE. Yo quería hacer algo, salir con la Unidad, contar qué pasaba en Oviedo; llamé a mi director, José Luis Pérez Perelétegui», contaba.

A pesar de todo, le aconsejaron que no informase de lo que estaba viendo: «Mi jefe me dijo que tenía órdenes muy claras de no hacer nada, que él estaba en los estudios, en la Calle Asturias, y que estuviera pendiente del teléfono por si acaso. Cabreo: yo quería hacer algo... ¡ya! No fue posible esa noche porque solo se emitió programación nacional».

Jesús Ortiz alaba a la radio en un día crítico para la democracia

«Solo pudimos contar cosas de local a la mañana siguiente. Y, bueno: lo demás es historia que se puede leer, con mayor o menor grado de veracidad y objetividad, en algunos libros», ha revelado. Además, ha incidido en la importancia de la radio en aquellos momentos críticos para la democracia española: «Y sí: fue la noche de los transistores. Y sí: medio mundo se dio cuenta de la importancia de la radio. Y sí: la radio sigue viva, activa, útil y eficaz. Por si las dudas».

La reina Letizia vivió en Oviedo hasta los 15 años de edad. Ella y su familia se trasladaron a Madrid después de que su padre solicitara el traslado por motivos laborales. Tras terminar el instituto, la Reina comenzó a estudiar en el Instituto Ramiro de Maeztu, donde conoció a su profesor de Literatura y primer marido, Alonso Guerrero, del que se divorciaría poco más tarde antes de conocer a Felipe VI.