La infanta Cristina sonriente

La hija de Cristina y Urdangarin cumple 15 años y está irreconocible

La sobrina de los Reyes es una gran desconocida

El 5 de junio de 2005 venía al mundo Irene, la cuarta hija de Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina. Una pequeña que fue muy deseada por sus padres, especialmente por su madre, ya que querían una niña después de haber tenido tener tres varones (Juan Valentín, Pablo Nicolás y Miguel).

logo TwitterNUEVO Y GRATIS: Las noticias que a ti te gustan, ahora también en Twitter. No esperes más, pincha ahora aquí y síguenos ya. ¡TE ESPERAMOS!

Hoy cumple 15 años y, como cuando nació, es la 'mimada' de la familia tanto por ser la pequeña como por ser la única niña. Eso sí, ya es una jovencita que ha crecido mucho y que está muy cambiada respecto a las imágenes que pudimos ver años atrás de las vacaciones de la Familia Real o en salidas culturales con su abuela. Algo que ya no sucede desde el caso Nóos, que acabó con su padre en la cárcel.

Para los ciudadanos de a pie, Irene es una gran desconocida, debido, entre otras cosas, a que reside desde hace años fuera de España, en Ginebra, junto a sus progenitores y hermanos. No obstante, la prensa ha querido hoy, con motivo de su cumpleaños, dar algún dato para poder saber algo más de ella.

Irene, la gran desconocida

Así, el medio 'Vanitatis', tras hablar con fuentes cercanas a la familia, ha desvelado que es una adolescente muy estudiosa, que siente verdadera devoción por su padre y que tiene un carácter alegre. De la misma manera, se ha indicado, que al igual que toda su familia, es una gran amante del deporte.

Otro dato que se ha revelado de Irene Urdangarin es que es una apasionada de la moda, una afición que comparte con su prima Victoria Federica, la hija de la infanta Elena. Buena muestra de eso es que se le ha podido ver en más de una ocasión luciendo prendas a la última y de precios desorbitados, como unas zapatillas Golden Goose que están a la venta por unos 450 euros.

Y así es la sobrina de Felipe VI, una joven que hoy celebra su 15 cumpleaños en Ginebra de una forma un tanto singular. En concreto, este año no podrá contar con la compañía de abuelos, primos y tíos porque están en España y no pueden viajar debido al coronavirus.