Plano de perfil de la Reina Letizia saludando a los asistentes a la final de la Copa de la Reina de Baloncesto

El despectivo apodo que tiene la Reina Letizia entre su personal de seguridad

El carácter de la Reina no termina de agradar a todos

Todo lo que hace y dice la reina Letizia es noticia, y si es algo de su vida privada o intimidad, todavía más. Ahora su forma de ser en Zarzuela se ha puesto en entredicho una vez más..

No es ningún secreto que doña Letizia y el servicio no se llevan demasiado bien. La reina Letizia ha cambiado mucho su actitud desde que se convirtió en esposa de Felipe VI. Lejos queda ya la imagen de periodista tímida que se mantenía en un segundo plano. Ahora la madre de Leonor y Sofía se muestra mucho más segura, con más templanza, autocontrol y rigidez.

Esta actitud parece que no termina de agradar a todos. De hecho, se ha contado en más de una ocasión que el servicio de Zarzuela estaría más que harto de los modos de la Reina. Al parecer las exigencias y el carácter distante de doña Letizia le han provocado ya más de un conflicto dentro de casa.

Apodos poco agradables

La forma de ser de la Reina ha hecho incluso que los más cercanos a su círculo le pusieran motes. Una persona de su círculo «más cercano la bautizó como ‘la reina de las acelgas’ porque le gusta presumir de que su receta de sopa de acelgas es inigualable», asegura a ‘La Razón’ Mayte Alcocer.

Lo cierto es que a doña Letizia le gustan mucho las verduras y «huye de los guisos y los rebozados como alma a la que persigue el diablo», explica Mayte Alcocer.

Además, es una norma no escrita que en Zarzuela se evitan los fritos y que la Princesa Leonor y la Infanta Sofía siguen a rajatabla las normas alimenticias de su madre, que es poco flexible en sus decisiones. Este sería el motivo por el que la Reina se habría gado a pulso otro mote, «la reina sargento».

A pesar de ser criticada por muchos, Letizia pisa firme desde el primer día en que se dio a conocer su nueva vida junto a Felipe VI. Aunque el paso de los años la ha convertido, según fuentes cercanas, en alguien más distante, ella tampoco pretende caerle bien a todo el mundo. Y es que la Reina defiende cómo es, sus pensamientos y su modo de vida o de reacción por encima de todas las cosas.


Comentarios