Isabel Pantoja con gafas de sol y bufanda, se tapa la boca con la chaqueta

Isabel Pantoja tiene solo 48 horas para responder o le tocará pagar a ella

La tonadillera debe tomar una rápida decisión sobre un asunto familiar

'Límite 48 horas' es el título de una película, pero también viene a reflejar el plazo máximo que tiene Isabel Pantoja para decidir qué hacer. Sí, porque ha recibido un requerimiento notarial que debe contestar en un máximo de dos días. Tiene poco tiempo para pensar y actuar. En caso contrario, tendrá ella que hacerle frente al pago de una cantidad económica.

¿Quiénes se encuentran detrás de dicho requerimiento? Los hermanos mayores de su hijo Kiko Rivera. Nos estamos refiriendo a Fran Rivera y a Cayetano Rivera. Estos le han pedido que les entregue los objetos personales de su padre que les correspondían.

El origen del requerimiento

Uno de los temas más controvertidos de la herencia de Paquirri es el hecho de que sus objetos personales no fueron dados a sus vástagos. Esa situación hizo que hace años los hijos que tuvo con Carmina Ordóñez recurrieran a la justicia para que la tonadillera les diera los citados enseres.

Un juez dictaminó que la artista tenía que devolvérselos a esos jóvenes. Sin embargo, al día siguiente de esa sentencia, aquella denunció que le habían sido robados. Desde entonces, los hermanos se han mantenido callados y resignados, aunque firmes en la postura de no creer a Isabel Pantoja.

Sin embargo, en la primera entrega del especial 'Cantora, la herencia envenenada', Kiko Rivera desveló algo importante. Reconoció que el pasado 2 de agosto había visto los objetos de Paquirri en la finca Cantora. En concreto, los pudo ver en una habitación que siempre permanecía cerrada.

El ver aquellos le impactó, le hizo distanciarse de su madre y le llevó a comunicárselo a sus hermanos para que tomaran medidas.

Los hermanos Rivera actúan para recuperar lo suyo

Tras esa información dada por el primogénito de Pantoja, Fran y Cayetano han decidido tomar cartas en el asunto. Así, se han puesto en manos del abogado Joaquín Moeckel para conseguir que la tonadillera les dé, por fin, los objetos de su padre.

Dicho letrado hacía mención hace unos días en televisión a que iban a tomar medidas legales: «Si lo que dijo Kiko Rivera es verdad, que estaban los trastos de torear en Cantora, nosotros reanudaremos la ejecución de la demanda». Es más, añadió que «a nosotros no nos interesa una guerra de picapleitos. Queremos los bienes que, por derecho y por moral, les corresponden a los hijos».

Pues bien, ahora ese momento ha llegado. La revista '¡Hola!' es la que ha publicado en exclusiva que los hijos mayores de Paquirri han solicitado formalmente los objetos de su padre. Lo han hecho a través de un requerimiento notarial que ya ha sido entregado en Cantora.

48 horas de plazo para Isabel Pantoja

Tras recibir dicho requerimiento, la cantante tiene dos días para responder al mismo, en el sentido que quiera, eso sí. No obstante, si pasan esas 48 horas y no ha dado una contestación al respecto, será ella la encargada de sufragar el coste económico que va asociado a aquel.

En caso de que sí responda, dicha carga económica caerá en manos de Fran Rivera y de su hermano Cayetano.

Fran y Cayetano Rivera vestidos de torero en una imagen de archivo
Fran y Cayetano Rivera han tomado medidas para recuperar los objetos de su padre | GTRES

Sin lugar a dudas, esta situación despierta mucho interés. Y es que, después de lo revelado por Kiko así como de las informaciones sobre los supuestos tejemanejes económicos de la artista, esta está en entredicho.

Habrá que esperar para ver si definitivamente actúa ante esta situación y devuelve los enseres de Paquirri que supuestamente tiene ocultos en la finca. La justicia así se lo reclama. No obstante, también lo ha hecho su primogénito estos días.

En concreto, el dj aprovechó el otro día su intervención en 'Viva la vida' para hacerle una petición al respecto: «Coge las cosas de papá y dáselas a sus hijos ¡Hazlo! Te vas a sentir mejor contigo misma».

Sin embargo, aún quedan unas horas para saber qué hará al respecto.