Natalia Sánchez y Marc Clotet con su hijo en brazos

El hijo pequeño de Natalia Sánchez y Marc Clotet, en el hospital: 'Gritos y llantos...'

El pequeño Neo sufrió un accidente doméstico que le llevó a urgencias

Natalia Sánchez y Marc Clotet han tenido un fin de semana de lo más agitado. Ambos actores tuvieron que acudir de urgencias a un hospital después de que uno de sus dos hijos pequeños sufriera un accidente doméstico que les provocó un tremendo susto. Por suerte, todo acabó bien, pero podría haber sido muy grave. Una experiencia que le ha servido a Natalia para reflexionar.

El pequeño Neo acaba en el hospital

Todo sucedió la mañana del 24 de enero. La actriz publicaba un mensaje en sus redes sociales donde informaba a sus seguidores de que se encontraba en el hospital: «Mañana de urgencias» comenzaba diciendo Natalia junto a una foto donde se la puede ver con el pequeño Neo entre sus brazos mientras esperan en una sala de urgencias.

«Ayer este chiquitín se pilló el dedo con una puerta. En realidad fue su hermana quien, mientras él curioseaba con los deditos en la ranura de las bisagras, creyó que era el mejor momento para cerrar la puerta» continúa explicando la actriz dando buena cuenta de lo que ocurrió en un momento de descuido.

Mientras la actriz aprovechaba que Marc se encontraba con los pequeños para darse una ducha, ocurrió la tragedia: «Yo me estaba duchando, y Marc les había apartado la vista para colocar unos pañales durante 3 segundos (tiempo suficiente para que todo se pusiera patas arriba!). Oí los gritos y llantos y salí de la ducha empapada, con el pelo chorreando y lleno de champú» cuenta.

Al salir de la ducha y ver lo ocurrido, Natalia no lo dudó dos veces y enseguida trató de calmar al pequeño Neo que se encontraba llorando desconsoladamente: «En medio del caos, llantos (de ambos), sangre, etc. y todavía sin vestirme (ni secarme, ni aclararme), le di ibuprofeno, le puse una bolsa de guisantes congelados y a urgencias». Lo cierto es que en la foto se puede apreciar como la actriz todavía tiene el pelo húmedo.

Una vez llegaron al hospital, Neo fue atendido y le realizaron las pruebas oportunas: «Allí hicieron una radiografía y, afortunadamente, ¡todo estaba donde tenía que estar!. Solo hay que esperar que el dedo recupere su forma habitual y que se cure la herida».

Natalia y su reflexión tras lo ocurrido

Con el susto todavía en el cuerpo, Natalia Sánchez hace una reflexión sobre la angustia que ha vivido y no puede evitar recordar aquellas familias que luchan a diario cuando algún miembro de la familia se encuentra en una situación delicada de salud.

«Desde que estuve en el hospital, no he podido parar de pensar en lo mucho que se sufre cuando un peque lo pasa mal... Esto fue un pequeño accidente, pero me hubiera cambiado por él cada vez que se quejaba de dolor o se tocaba el dedito... son tan frágiles y tan 'fuertes' a la vez» comienza exponiendo la actriz.

Si bien su caso no es comparable al drama por el que muchas familias les está tocando pasar, Natalia no quiere terminar su mensaje sin mandarles toda la fuerza y el cariño para que sigan adelante y luchando con esperanza.

«He pensado mucho en las familias a las que les toca pasar por procesos complicados y os quería enviar un abrazo gigante... Lo estáis haciendo genial y un día todo pasará y cada esfuerzo habrá merecido la pena... A todos los familiares y personas que hacéis malabares para llenar de color la vida de esos 'pequeños' luchadores, os merecéis todo lo bonito de este mundo.. Os deseo lo mejor, a vosotr@s y a vuestros peques.. Un beso gigante» termina Natalia recibiendo decenas de mensajes apoyando sus palabras.