Imagen de unos coches de juguete.

¿Tienes alguno de estos juguetes? Ahora valen una fortuna

Con el paso de los años, muchos juguetes que tenemos olvidados en un cajón se revalorizan y podríamos adquirir una gran cantidad de dinero

En la mayoría de ocasiones, los juguetes que usábamos durante la infancia acaban olvidados en el fondo de un armario. A menudo no recordamos cuáles fueron aquellos con los que nos entreteníamos unas cuantas décadas atrás.

Pero, atención, porque varios de los juguetes clásicos españoles fabricados entre las décadas de los setenta hasta los noventa podrían haber adquirido un valor económico importante. Los coleccionistas suelen andar detrás de los juguetes más difíciles de encontrar, aquellos que fueron muy conocidos en su época o de los cuales se fabricaron pocas unidades.

Imagen de un niño jugando con piezas de Lego.
Algunos juguetes clásicos son el objetivo de muchos coleccionistas. | Canva

Así que si cuentas con uno de los juguetes de esta lista y te topas con un comprador ideal, podrías llegar a ganar una cantidad de dinero bastante significativa.

Nancy

Se trata, como muchos la denominan, de la Barbie española. El primer modelo salió al mercado en el año 1968 y fue un éxito rotundo. Se vendieron unas 10 millones de unidades y destronó a otro juguete muy venido de la época, Mariquita Pérez. Actualmente la Nancy aún sigue siendo una de las muñecas más demandadas por los más pequeños.

Los coleccionistas están atentos para conseguir uno de los modelos clásicos. Las muñecas Nancy que se fabricaron en los años setenta pueden llegar a costar hoy en día entre unos 1.000 y 1.500 euros. El precio puede llegar a subir hasta los 2.000 euros si se trata de uno de los modelos más buscados.

Fuerte Comansi

Este juguete se popularizó a la vez que los westerns en los años sesenta. La empresa no dudó en aprovechar la fama de este tipo de películas para crear un juguete que agradase a sus mayores fans. Se trata de una versión en miniatura de una serie de indios y soldados de caballería.

Los coleccionistas interesados en este juguete pueden llegar a pagar entre 3.000 y 8.000 euros. El precio fluctúa dependiendo del estado del modelo y de los componentes que contenga. No es el único juguete de esta marca que está bien valorado. Juguetes antiguos como los Thunderbirds o las figuras del espacio van muy buscados también.

Muñecos Madelman y Geyper Man

Los muñecos de acción G.I. Joe y los Action Man, que se popularizaron en Estados Unidos a mediados de los setenta, fueron replicados en España. La marca Madel creó a los Madelman y los Geyper Man. Se trataba de muñecos articulados vestidos con ropa de calidad, que podía ser intercambiada por otros complementos.

Dependiendo del modelo del muñeco, el precio varía. Las ediciones más antiguas, las de los 70, pueden llegar a los 700 o 900 euros, mientras que un modelo muy complicado de conseguir podría valer unos 3.000 euros. Los complementos, como los vehículos, cuestan entre 100 y 300 euros.

Nenuco

Nenuco permitió a los niños experimentar el cuidado de un recién nacido. Aunque estos bebés de juguete siguen estando en el mercado en la actualidad, muchos coleccionistas quieren hacerse con los modelos más antiguos. 

Los precios para los primeros modelos que salieron a la venta oscilan entre los 600 y los 800 euros. Se valora más si el modelo viene con el pack entero y con sus complementos. Por los maletines, si se venden por separado, te pueden llegar a pagar unos 100 o 200 euros.

Clicks de Famobil

En los años setenta, Famosa decidió comprar la licencia al grupo Brandstäter, creadores del juguete Playmobil, para traerlos a España. Esta 'rebautización' del juguete estuvo vigente durante diez años en nuestro país.

Actualmente, esta 'españolización' de los clicks anda muy buscada por múltiples coleccionistas. Las unidades más raras y con temática medieval o de vaqueros se venden por unos 300 o 400 euros. 

Mariquita Pérez

Uno de los juguetes más famosos en la historia de España. Marcó la infancia de muchos niños, aunque se produjo un declive en sus ventas con la llegada de la archiconocida Nancy. 

Mariquita Pérez es hoy en día considerada como una de las mejores muñecas europeas de la época por la gran calidad en su fabricación y de sus materiales y complementos. Un modelo bien conservado y sin usar después de cuarenta años puede llegar a venderse por aproximadamente 3.000 euros.