Irene Montero y Pablo Iglesias el 28 de abril del 2019

Irene Montero, mujer de Pablo Iglesias, se despide de él: «No olvidamos quienes somos»

La ministra de Igualdad es también la pareja del dimitido líder de Unidas Podemos

La jornada de este miércoles, 5 de mayo, está sin duda marcada por la 'resaca' de las elecciones en la Comunidad de Madrid, que tuvieron lugar ayer martes y que dejaron una Asamblea de Madrid notablemente transformada con respecto a la que dibujaron las anteriores elecciones, las de mayo de 2019. De esta forma, hasta 2023, el Parlamento regional madrileño va a estar conformado por 65 diputados del PP, 24 de Más Madrid, otros 24 del PSOE, 13 de Vox y 10 de Unidas Podemos, con Ciudadanos fuera, sin representación parlamentaria. Pero al margen de los resultados que se produjeron en los comicios, las reacciones al escrutinio dejaron una noticia bomba: la dimisión de Pablo Iglesias.

El candidato de Unidas Podemos anunciaba no tan solo que renuncia a tomar el acta de diputado en la Asamblea sino también su adiós como secretario general de Podemos y el punto y final a su carrera política. Se producía, pues, el abandono definitivo de la política activa por parte de Pablo Iglesias. Tras el anuncio, que tuvo lugar alrededor de las once y media de la noche, se sucedieron las reacciones, tanto de rivales políticos —Isabel Díaz Ayuso, Rocío Monasterio, José Luis Martínez-Almeida— como de líderes políticos de la izquierda —Yolanda Díaz o Gabriel Rufián, por ejemplo.

La reacción más esperada no tardó en llegar: Irene Montero se despide de Pablo Iglesias

Pero tampoco tardaba en llegar una de las reacciones más esperadas. Se trata de las primeras palabras de Irene Montero, la ministra de Igualdad, que es además la pareja sentimental de Iglesias. Pocos minutos después de la comparecencia pública de Iglesias —con los principales miembros de Unidas Podemos y de su candidatura en la Comunidad de Madrid detrás de él—, el dimitido líder se fundía en abrazos con varios compañeros, entre ellos, la propia Irene Montero. Tan solo unos instantes más tarde, la ministra de Igualdad publicaba su primera reacción en su cuenta de Twitter.

emoji regaloGRAN SORTEO ESPAÑA DIARIO: ¡Gana un vale de 100€ para gastar en Zara y todas las tiendas Inditex (Stradivarius, Pull&Bear, Bershka,...)! ¿A que esperas? ¡Participa ya al sorteo, es gratis! PINCHA AQUÍ y apúntate. ¡Es muy fácil!

«No olvidamos quienes somos, de dónde venimos y por qué estamos aquí. Gracias Pablo Iglesias. Seguimos», escribía al filo de la medianoche la política madrileña. Son, por el momento, las únicas palabras que ha pronunciado sobre el adiós definitivo a la primera línea política por parte de su pareja. Más allá del mensaje, Montero no ha vuelto a hablar sobre la cuestión en público, y se ha limitado a marcar 'likes' en los mensajes de despedida a Iglesias que le han dedicado, en las redes sociales, compañeros como el exdirigente de Podemos Juan Carlos Monedero; el exlíder de En Comú Podem, Xavier Domènech; o la ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra.

Ascenso y caída de Pablo Iglesias: siete años de carrera política corta pero intensa

La retirada de Pablo Iglesias supone por ahora el punto y final a su carrera política, que ha sido de gran intensidad, pero también muy breve en comparación a lo que estamos acostumbrados en nuestro país. Era en 2014 cuando Iglesias y otros nombres de la izquierda alternativa como Íñigo Errejón y Juan Carlos Monedero fundaban Podemos y conseguían cinco escaños en el Parlamento Europeo. En las elecciones de 2015 irrumpieron en el Congreso de los Diputados, pero no fue hasta noviembre de 2019 cuando lograron la cúspide de su trayectoria: acceder al Gobierno.

Lo hicieron con un acuerdo de coalición en que Unidas Podemos se convirtió en socio del PSOE, con Pablo Iglesias como vicepresidente segundo. Pero el pasado mes de marzo, tras 14 meses en el cargo, Iglesias dimitía para ser candidato en la Comunidad de Madrid y conseguir liderar el bloque progresista. Su fracaso, este martes, le ha llevado a abandonar una carrera política que ha durado siete años.