Plano de detalle de un profesional sanitario aplicando una vacuna en un paciente

El mensaje para la esperanza del Doctor Ferrer: El dato que ilumina España

El presidente de medicina intensiva dice que el virus era más grave de lo que pensábamos pero hemos aprendido de los errores

Entre tantos obstáculos y noticias negativas en torno al Coronavirus los mensajes optimistas y esperanzadores son siempre bienvenidos. Como el del doctor Ricard Ferrer Roca, presidente de la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (Semicyuc), que cree que estamos muy cerca de decir que lo hemos superado.

El doctor Ferrer ha estado en primera línea durante toda la pandemia y reconoce que al principio no nos lo tomamos suficientemente en serio: «Hemos aprendido que la enfermedad es más grave de lo que pensábamos y que no es solo una infección pulmonar sino que puede presentar disfunciones a nivel multiorgánico».

Son algunas de las lecciones que hemos aprendido estas semanas, dice el doctor Ferrer, como también que no todos los respiradores valen, o que la sobreinfección bacteriana es también muy frecuente. De todo ello debemos aprender, cree, pero hay que ser  optimistas: «Creo que estamos a muy pocas semanas de decir que lo hemos superado».

Este mensaje esperanzador no debe ocultar sin embargo la gravedad de la situación que dejamos atrás, tal y como recordaba el doctor en la evaluación del panorama actual en la  lucha contra el Coronavirus  que hizo durante el primer simposio sobre Covid-19y medicina intensiva organizado por la  Semicyuc y donde se habló de los retos a partir de ahora.

Durante esta conferencia, el doctor Ferrer recordó el desafío que supone el Coronavirus para las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), donde «las camas de algunas unidades han llegado a  triplicarse e incluso a establecerse  zonas hospitalarias extra, como el hospital creado en Ifema». 

El doctor destaca el trabajo de los equipos multidisciplinares que se han creado en todos los centros y el «tremendo esfuerzo de los intensivistas que han trabajado en situaciones extremas muchas veces sin equipamientos ni recursos».

A su entender, el problema inmediato se centra en los pacientes críticos. Las UCI se enfrentan ahora a pacientes más necesitados de soporte ECMO, una técnica de  rescate por oxigenación para personas que en muchas ocasiones ya estaban hospitalizadas y cuyo cuadra se ha complicado y se están debatiendo entre la vida y la muerte.

En este simposio se escucharon otras voces de expertos como el doctor Jesús Francisco Martín Bermejo, experto en respuesta inmunoinflamatoria del Instituto de Investigación Biomédica de Salamanca, que dio por sentada la relación entre la carga viral y la gravedad de la infección.

Para este doctor, ante la falta de un tratamiento eficaz con evidencia científica, la clave estará en la búsqueda de un antídoto eficaz, o sea, una vacuna: «Todo lo que no sea conseguir un antiviral  es poner tiritas, porque el control temprano con terapias es difícil sin antivirales».

Estos días se está hablando mucho de los factores de riesgo, y en ese sentido el doctor Fernando Suárez Sipmann, del Hospital de La Princesa de Madrid, expuso que los pacientes más necesitados de soporte en las UCI son personas con obesidad, con  hipertensión y con patologías respiratorias previas.