ÚLTIMA HORA

Pedro Sánchez abandona rueda de prensa por amenza militar
Mano con moneda de un euro

Un pueblo vende casas por 1 solo euro y además paga la reforma

La marcha de población a la ciudad está haciendo mucho daño a este tipo de municipios

Más de 30 localidades italianas tratan de recuperar su esencia a través de la venta de viviendas en sus centros urbanos a un precio asequible para todos los bolsillos. Oyace es el último municipio en unirse a esta curiosa iniciativa.

Este pequeño pueblo, situado cerca de Los Alpes, cuenta con una población cercana a los 200 habitantes. Hace tiempo que sufre las consecuencias del éxodo rural y sus vecinos quieren atraer a nuevos habitantes para evitar su desaparición del mapa con el paso de los años.

Ahora este municipio cuenta con un importante aliciente, la venta de varias de sus viviendas por un precio simbólico de tan solo un euro.

¿Aún no nos sigues en Telegram, la nueva mensajería de moda? ¿A que esperas? Tus noticias preferidas al momento en el móvil y gratis! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Su ubicación privilegiada en el valle de Aosta está atrayendo a nuevos vecinos y turistas para repoblar la zona, así como para crear nuevos negocios y reactivar el comercio local.

Asentar población nueva

La alcaldesa del lugar, Stefania Clos, explicó en una entrevista en 'Idealista Italia' que busca nuevos inversores cuyo objetivo sea rehabilitar las viviendas o montar tiendas en los diferentes locales, que ayuden así a atraer población a Oyace.

Clos asegura que muchas de las viviendas que se ofertan por un euro provienen de herencias de las que los sucesores no quieren hacerse cargo. Por ello, esta curiosa iniciativa es una solución para rentabilizar este tipo de propiedades. 

Desde el gobierno municipal también se plantean que los inmuebles puedan destinarse al uso turístico con el objetivo de que se empiecen a desarrollar muchos otros negocios.

¿Cómo son las viviendas que se ofertan?

La mayoría de las casas que se venden en Oyace se encuentran en el centro urbano, aunque también hay algunos caseríos ubicados en las afueras para los amantes de la tranquilidad y la naturaleza.

La responsable de esta iniciativa ha ideado otra propuesta para los futuros inquilinos de este pequeño pueblo cercano a Los Alpes además de la venta de viviendas a un euro.

Como algunos de los inmuebles de la zona se encuentran en malas condiciones tras años deshabitados, el ayuntamiento de la localidad ofrece la posibilidad de asumir el gasto de una parte de las obras. El requisito para ello es presentar un proyecto de reforma.

La alcaldesa de este pueblo está abierta a todas las posibilidades de rehabilitación. De hecho, confía plenamente en este proyecto con el que quiere recuperar el centro histórico, hacerlo más bonito y, sobre todo, devolverle la vida a este municipio italiano ubicado en un precioso paraje.

Además de su bonita ubicación, esta localidad cuenta con todas las facilidades. Y es que Oyace tiene una tienda de alimentación, un bar, una oficina de correos, servicio médico e iglesia. A esta lista hay que sumar también su jardín de infancia y la escuela primaria para los niños que habitan sus calles.

Pero no solo eso. La oferta cultural de esta localidad italiana es amplia, ya que dispone de un centro cultural, una biblioteca y un campo de fútbol donde practicar deporte.

Por ello no es de extrañar que Oyace esté recibiendo ya todo tipo de solicitudes tanto de ciudadanos italianos como de otros puntos del mundo. Para más información, se ha puesto a disposición de los interesados un correo electrónico (info@comune.oyace.ao.it).

Ofertas sin salir de aquí

En España también existen iniciativas parecidas para frenar la despoblación en las zonas rurales, aunque los precios son bastante más elevados que los de los municipios italianos.

En Úbeda, Toledo, Cuenca, Segovia, San Cristóbal de la Laguna, Ibiza y Ávila se pueden encontrar viviendas con un coste inferior al que estamos acostumbrados.

A esta lista hay que sumar también Alcalá de Henares, Santiago de Compostela, Córdoba, Cáceres, Salamanca, Tarragona, Mérida y Baeza.

En todos estos lugares españoles hay ofertas que van desde los 10.000 euros hasta los 84.000 euros, un precio menos apto para todos los bolsillos si se compara con la iniciativa italiana, pero que pueden ayudar a combatir la marcha de la población a las grandes urbes.