Efectivos sanitarios con equipos de protección individual atendiendo un paciente durante la emergencia del Coronavirus

Camelia, la niña de 6 años con cáncer en Murcia que no puede ver a su padre por el Covid-19

«Necesito un vuelo para que mi esposo pueda venir ya a ver nuestra única hija. Mi hija necesita ver a su padre y él a ella», manifestaba la madre de Camelia en las ondas

El coronavirus  ha afectado a todo el mundo de manera económica y familiar. Muchas personas tienen que estar alejados de los suyos en estos momentos tan difíciles. Es el caso de Camelia Maroto, una niña de seis años que reside en Murcia  y que no puede ver a su padre, pues reside en Ecuador. El estado de Camelia es sumamente delicado, pues padece un cáncer  que se encuentra en estado avanzado y pide ayuda para que su padre pueda venir a España para acompañarla  en estos duros momentos.

Camelia se encuentra ingresada  en el Hospital Virgen de la Arrixaca (Murcia) y ha comenzado un tratamiento  de cuidados paliativos para aliviar los dolores que padece. A su lado siempre está su madre, Jenny, que no se separa ni un segundo de ella y desea que su marido, Gabriel, pueda venir al país para estar con ellas, tal y como apunta ‘El Español’. Lamentablemente el Covid-19hadificultado  el viaje  de Gabriel a nuestro país, pues los viajes internacionales se encuentran, por el momento, restringidos.

Jenny ha explicado al medio ‘La Verdad’ que la pequeña «está con tratamientos para el dolor y con antibióticos  por una infección. La están atendiendo muy bien, pero la leucemia está muy avanzada, y ya no se puede hacer nada más».

Como sabemos, hasta la fecha del 15 de junio no se pueden realizar vuelos con otros países a causa de la pandemia, salvo en casos muy excepcionales. Pese a ello Jenny espera que su caso sea considerado como tal: «Él le dice, entre lágrimas, que enseguida estará a su lado, que la espere».

«Mi hija necesita ver a su padre y él a ella»

Camelia es «la niña más valiente del mundo», tal y como la definen sus padres, pero pese a ello, como todo el mundo, necesita ver a su padre. La desesperación de la familia es tal que han pedido ayuda en medios de comunicación nacionales, como la ‘Ser’: «Necesito un vuelo para que mi esposo pueda venir ya a ver nuestra única hija. Mi hija necesita ver a su padre y él a ella», manifestaba en sus ondas.

Según ‘El Español’, la menor se encuentra «adormecida por los calmantes», pero está despierta y cada día habla con su madre mientras esperan que Gabriel pueda llegar lo antes posible para poder despedirse de su hija. Añaden que AFACMUR (Asociación de Familiares de Niños con Cáncer de Murcia) ha explicado que: «el padre, con ayuda de la tía de Camelia, está gestionando el vuelo para que pueda realizar», pero no será nada fácil. Es por ese motivo que han pedido ayuda para que el padre pueda darle el último adiós a su hija junto a ella.

Gabriel espera que desde España se tenga en cuenta su situación mediante dos vías recogidas en el BOE (Boletín Oficial del Estado). Estas dos vías son que no se puede denegar la entrada desde el extranjero a personas que viajen «por motivos familiares imperativos debidamente acreditados» o a aquellas «personas que acrediten documentalmente motivos de fuerza mayor o situación de necesidad, o cuya entrada se permita por motivos humanitarios», tal y como apunta el citado medio.

Las imposiciones por el coronavirus

El relato que Jenny ha dado en las ondas de radio es desgarrador: «Él pudo venir diciembre a verla e igualmente pasamos momentos duros en la Unidad de Cuidados Intensivos, pero ahora estamos pasando por momentos aún más difíciles y precisamente no puede viajar».

Otra dificultad añadida es que Gabriel no ha podido ponerse en contacto con el Consulado de España en Ecuador para poder realizar las gestiones del viaje, como señala ‘El Español’. Además, hay que añadirle que en estos momentos América Latina es considerada por la OMS (Organización Mundial de la Salud), como el epicentro mundial de la pandemia, por lo que se dificulta todavía más, si cabe, su viaje a España.

Actualmente las cifras registradas en Ecuador por el coronavirus acumulan a un total de 38.103personas contagiadas por coronavirus  y 3.275 decesos confirmados. Por este motivo los vuelos se encuentran muy restringidos. Esperemos que Gabriel pueda ser acogido por una de las excepciones que marca el BOE para poder venir a España, para poder estar con su hija Camelia, de tan solo seis años.