Olga Moreno mirando a su marido, Antonio David Flores, hablando con la prensa

El cambio físico de Olga Moreno tras las infidelidades de Antonio David

El matrimonio pasa un duro bache tras las supuestas infidelidades de Antonio David, quién asegura que su mujer está «distante»

Estas últimas semanas están siendo muy duras para Olga Moreno, la mujer de Antonio David Flores, pues el matrimonio ha estado en el foco de los medios al destaparse supuestas infidelidades de su marido. En los últimos días varias mujeres se han pronunciado públicamente asegurando diversos encuentros sexuales con el ex Guardia Civil, una de las primeras fue Isabel Ávila exconcursante de ‘I love Escassi’ quien afirmó que estuvieron viéndose durante tres meses.

logo Twitter¿Aún no nos sigues en Twitter? ¿A que esperas? 📲Tus noticias preferidas al momento en el móvil con España Diario! Pincha aquí, TE ESPERAMOS!

Olga se ha intentado mantener en un segundo plano mientras su marido se defendía de las acusaciones en los platós de Telecinco, pero aún intentado evitar el objetivo de los reporteros, la situación le está afectando muchísimo. 

La misma Rocío Flores, ha reconocido que Olga está «destrozada». La hija de Antonio David dio algunas pistas del calvario que está viviendo: «Que yo esté en mi casa y tenga que ver a Olga destrozada», dijo el pasado viernes durante un directo con ‘Sálvame’. «No se lo merece», añadía. Y reiteraba que le afectaba su dolor porque era la persona que la había criado: «Le pese a quien le pese», dijo lanzando otra pulla a su madre Rocío Carrasco.

Además, toda esta situación estaría afectando gravemente la estabilidad del matrimonio, como el propio Antonio David afirmó recientemente. Él mismo fue quien utilizó la palabra «distante» para hablar de la actitud de su mujer y subrayó que este capítulo le estaba «pasando factura al matrimonio».

El drástico cambio físico de Olga Moreno

Sus vecinos aseguran que la han visto notablemente más delgada y triste. La situación le está afectando tanto, que para evitar ser interceptada en la calle por periodistas, ha evitado incluso acudir a la tienda de moda que regenta, pero aun así. Personas que la han podido ver estos días aseguran que se la ve cansada y con un rostro bastante demacrado, algo entendible en su situación.

El matrimonio, que se dio el «sí, quiero» en 2009, lleva veinte años unido. Durante este tiempo se han enfrentado a muchas adversidades, algunas de las cuales tienen que ver con la dura contienda legal que Antonio David sigue manteniendo con su exmujer, Rocío Carrasco, pero ninguna de esta calado, que les afectara a ellos como matrimonio.