Personas en un hospital en China durante la crisis del Coronavirus

Rebrote en China y aumento de contagios: 'La situación es crítica'

La OMS ha mostrado su preocupación en las últimas horas y advierte que todos tienen que estar preparados ante nuevos rebrotes

El rebrote en Pekín es ya la principal preocupación en todo el mundo ante el aumento de los casos de Coronavirus y las propias autoridades chinas, que han confirmado 28 nuevos casos de coronavirus en las últimas 24 horas, consideran que la situación «es crítica», lo que obliga a mantener las restricciones y el aislamiento en la capital.

La Comisión Nacional de Salud de China ha informado de 28 nuevos casos de Coronavirus detectados el miércoles, 4 de ellos procedentes del exterior y 24 a nivel local, de los cuales 21 se registraron en Pekín tras el nuevo brote detectado en uno de los mayores mercados de mayoristas de alimentación de la capital.

Ante el aumento imparable de los casos, Pekín aumentó el martes por la noche el nivel de alerta sanitaria a nivel 2, de un total de 4, y puso en marcha una serie de medidas de prevención para contener el brote, como cerrar los aeropuertos locales y cancelar diversas rutas de autocares interprovinciales.

Además, las autoridades chinas han pedido a los habitantes Pekín que no salgan de la ciudad si no es estrictamente necesario, y todos los esfuerzos ahora se centran en poner cotos a la transmisión para que el rebrote se convierte en una nueva crisis sanitaria en China.

Según la agencia de noticias china Xinhua, Pekín reportó el miércoles 21 nuevos casos confirmados de infección local de la neumonía Covid-19 y tres nuevos casos asintomáticos, que se suman a los 578 casos confirmados de transmisión local cifrados hasta el miércoles, incluidos 411 recuperados y dados de alta, y 9 fallecimientos.

La capital china tenía registrados 158 pacientes que aún estaban recibiendo tratamiento médico y 15 casos asintomáticos en observación médica. Hasta hoy, Pekín había reportado 174 casos provenientes del extranjero, incluido uno que permanecía hospitalizado.

Preocupación en la OMS

El rebrote en Pekín sigue sumando contagios mientras el mundo contiene la respiración ante la aparición de importantes rebrotes en Italia, donde en la legión de Lombardía se detectaron 210 de los 346 nuevos contagios el pasado domingo, y en Alemania, donde en las últimas horas se ha confirmado más de 650 contagios en un matadero.

Pero ahora todas la atención se centra en el brote en China, que es el que más preocupa a las autoridades. En las últimas hora, la OMS ha mandado un mensaje de alerta para que «todos estén preparados» para afrontar un nuevo brote como el que se ha detectado en Pekín.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó ayer los contagiados de la capital china tras cincuenta días sin que se registraran casos de Covid-19, lo que según el organismo demuestra que «incluso en los países que han demostrado capacidad de suprimir la transmisión, todos deben permanecer alertas ante un posible resurgimiento».

Así lo especificó el propio director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, que confirmó que el virus se originó en una tabla de cortar de un vendedor del mercado de Xinfadi y que se está investigando el alcance del rebrote